Nacen dos cochinillos fosforescentes

  • Las pezuñas, los hocicos y las lenguas de dos cochinillos recién nacidos brillan en la oscuridad.
  • La madre es una cerda transgénica con varias partes de su cuerpo fosforescentes cruzada con un macho ordinario.
  • Supone grandes esperanzas para los humanos en el terreno de los trasplantes o de la resistencia a las enfermedades.
Los dos cochinillos fosforescentes. (REUTERS/China Daily)
Los dos cochinillos fosforescentes. (REUTERS/China Daily)
REUTERS/China Daily

Una cerda transgénica con varias partes de su cuerpo fosforescentes ha parido dos lechones que han heredado sus brillantes características tras ser cruzada con un macho ordinario, según ha anunciado este miércoles el responsable de la investigación elaborada por una universidad de la provincia china de Heilongjiang.

Las pezuñas, los hocicos y las lenguas de los dos cochinillos, que forman parte de una camada de once, brillan en la oscuridad, al igual que le ocurre a su madre, según ha explicado Liu Zhonghua, director de la investigación efectuada en la Universidad de Agricultura Nororiental.

"Esto significa que la tecnología para reproducir cerdos transgénicos a través de la transferencia nuclear somática (traslado de material genético de una célula a un óvulo) está madura", ha añadido.

El experimento comenzó a finales de 2006, cuando los científicos crearon tres puercos, entre ellos la madre de los recién nacidos lechones, con partes de su cuerpo capaces de brillar en la oscuridad.

Proteína de medusas

El truco para conseguirlo: inyectar a los embriones una proteína procedente de medusas, una de las pocas especies fosforescentes del reino animal.

Según Liu, el alumbramiento demuestra que los animales transgénicos "son normales", pues se reproducen y transmiten el gen implantado genéticamente a sus descendientes.

Esto supone grandes esperanzas para el ser humano, en el terreno de los trasplantes o de la resistencia a las enfermedades, estima el científico.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento