Rajoy se compromete a "impulsar acciones" para mejorar las condiciones laborales de Las Kellys

Una portavoz del colectivo de limpiadoras de hotel, Las Kellys, con Mariano Rajoy.
Una portavoz del colectivo de limpiadoras de hotel, Las Kellys, con Mariano Rajoy.
EFE
Imágenes del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que ha recibido en La Moncloa al colectivo de camareras de piso, más conocido como 'Las Kellys'.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha trasladado este jueves a Las Kellys su disponibilidad a "impulsar acciones para mejorar sus condiciones" laborales. Rajoy se ha comprometido "firmemente" a estudiar sus peticiones y a impulsar, dentro del Gobierno, "la acción necesaria para mejorar sus condiciones laborales", según reza un comunicado de La Moncloa.

Las portavoces de este colectivo de limpiadoras de habitación de hotel (o camareras de piso) han asegurado, en rueda de prensa posterior al encuentro, que el presidente les ha dicho que llevará sus demandas sobre salud laboral y volumen de trabajo al Ministerio de Sanidad y a la mesa de la calidad del empleo del sector de la hostelería —en la que se sientan representantes del Gobierno, de las Comunidades Autónomas, de los sindicatos y la patronal—.

También les habría dicho que estaba "abierto a estudiar" la modificación del Estatuto de los Trabajadores en lo que respecta a la prohibición de la externalización de la actividad principal de una empresa.

Las cinco mujeres de Las Kellys, un grupo surgido espontáneamente en 2015 de una reunión de varias limpiadoras en el Levante, han mantenido una reunión que se ha alargado a casi dos horas con el presidente en La Moncloa. Le han contado "minuciosamente" cómo la subcontratación de su trabajo en el sector turismo las ha abocado a la precariedad.

Las Kellys han explicado que han salido "satisfechas" de su encuentro, pero conscientes de que "no todo se va a arreglar en esta visita". Ellas se aferran a que el presidente ha comprometido con el colectivo a estudiar la modificación de los artículos del Estatuto de Trabajadores que propician la externalización de un servicio tan fundamental en los hoteles como es la limpieza. Y anuncian que van a seguir en la lucha porque quieren "soluciones".

Las portavoces de un sector que aglutina a 200.000 limpiadoras en España han añadido que el presidente ha anotado todas sus reivindicaciones en una libreta, ha cogido la documentación que le han entregado sobre despidos conflictivos y accidentes laborales. Le han asegurado que, en su caso al menos, "la inspección de trabajo se queda corta, porque estamos enfermando en el camino. La externalización nos está matando vivas".

Las mujeres no han dudado en enseñarle la faja que tienen que llevar para trabajar, así como las secuelas en su cuerpo que les han dejado los accidentes laborales, según han explicado. En este sentido, el presidente se habría comprometido a informarse de la situación actual de las enfermedades laborales, en relación a sus dolencias.

La vicepresidenta de Las Kellys, Ángela Muñoz, ha insistido en que "la salud y la dignidad ni se negocian ni se externalizan". "No nos vamos a conformar con un puede ser. Igual seguimos con nuestra lucha hasta la Organización Mundial del Turismo".

Acompañándolas estaba la senadora de Nueva Canarias, María José López Santana (hija de gobernanta, sobrina y prima de limpiadoras de habitaciones de hotel). Fue ella quien consiguió el encuentro del Presidente y las portavoces de Las Kellys. "Lo que hice fue buscar la oportunidad y aprovechar para que las escuchara. Sabía que si se impactó por lo que le dije en el Senado, mucho más se iba a impactar cuando las escuchara de primera mano", ha dicho Santana en TVE.

Sobre el encuentro en La Moncloa, en el que  no ha querido participar para evitar partidismos, Santana dijo esperar que los "potentes" testimonios de las mujeres obliguen al Presidente "a implicarse, a comprometerse y hacer algo" por mejorar sus condiciones laborales. En concreto, la senadora ha pedido que Mariano Rajoy apoye sus demandas de reformas legales contra la externalización del servicio de limpieza de hoteles, por considerarlo fundamental y estructural para sector del turismo.

"Sin las camareras de piso no hay turismo, pero para abaratar, los empresarios han externalizado parte de estos servicios, provocando agravios comparativos. En los hoteles hay unas camareras con derecho sindicación otras sin él; unas con sueldos 40% inferiores a sus compañeras; unas con derecho a baja, unas reciben formación y otras no. El nivel de precarización es enorme", ha recordado. "En cualquier caso la piedra está ahora sobre su tejado".

Según Santana, en los últimos tiempos la situación laboral de Las Kellys se ha recrudecido, pero su mensaje es de esperanza. "Hemos conseguido visibilizar la sobreexpolotación a la que están sometidas, exigimos ahora la modificación de la ley, porque es eso lo que consigue cambiar las condiciones de vida de la gente. Es un buen momento. Estamos en un punto de partida. Pero se empiezan a atender las necesidades reales de la ciudadanía".

Las Kellys han pedido que sea María José Santana su interlocutora con el Gobierno, de aquí en adelante. Santana ha aceptado  se queda ahora a la espera de una llamada del presidente del Gobierno que le confirme "que se empiezan a dar pasos reales de modificaciones legales, que se incluyen las dolencias musculoesqueléticas entre las enfermedades profesionales y se limita la sobrecarga de trabajo de Las Kellys para conseguir mejorar sus condiciones de vida", ha explicado a 20minutos.

Este jueves, también el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en un vídeo publicado en redes sociales, ha hablado sobre las camareras de piso, como también se conoce a las limpiadoras de hoteles. Sánchez ha pedido a Mariano Rajoy que el próximo 17 de abril, en el Congreso de los Diputados, de la orden a su grupo político, el PP, de apoyar su propuesta para derogar la reforma laboral. Eso permitiría, explica Sánchez, la modificación del artículo 42.1 del Estatuto de los Trabajadores, "para que los trabajadores de subcontratas gocen de las mismas condiciones que los de la empresa matriz —en sueldos, permisos, jornada y condiciones vacacionales—" y cambiar el artículo 84.2, "para que prevalezcan los convenios sectoriales sobre los de las empresas".

Los sindicatos, UGT y CC OO, por su parte, han acusado de instrumentalizar con fines políticos la precariedad laboral de las camareras de piso al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. En un comunicado, ambos sindicatos han recordado que esta reunión responde al compromiso adquirido por el Gobierno con el grupo parlamentario Nueva Canaria. UGT y CCOO han señalado al Gobierno que ya existe una mesa de calidad en el empleo, concretamente en el sector de la hostelería y turismo, en la que están representados los agentes sociales, donde se puede abordar el asunto.

Ambos sindicatos han llevado a cabo en los últimos años una campaña de denuncia de las condiciones laborales de las camareras de piso y de las consecuencias de los procesos de externalización de los servicios de los hoteles -a empresas multiservicios- que están provocando en las condiciones de trabajo de estas profesionales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento