Tras su traslado desde el cementerio municipal en fechas previas a la Semana de Pasión, es en este momento cuando sale de las dependencias universitarias para recorrer las calles Cuesta de San Blas, Fuentecilla de San Blas, Cervantes, Serranos, Traviesa, Libreros, Tavira, Plaza Juan XXIII, Benedicto XVI, Francisco Vitoria, Rúa Antigua, Compañía, Cañizal, Tahonas Viejas, Ancha, Ramón y Cajal, Fonseca y, de nuevo, entrada en el Colegio Arzobispo Fonseca.

La talla del Cristo de la Liberación es obra de Vicente Cid Pérez, en 1988, y muestra a Jesús yacente, que desfila sobre sencillas parihuelas con faldillas de terciopelo negro, un paso lúgubre y adecuado al dolor que representa la marcha.

Consulta aquí más noticias de Salamanca.