Jabalí
Jabalí. EUROPA PRESS/UCLM

Las especies que se pueden cazar están enumeradas en los anexos de la orden, que veda durante esta temporada la actividad cinegética sobre el rebeco, la tórtola común, el pato colorado y la paloma zurita.

Asimismo, la orden establece una serie de normas y actuaciones a seguir, como la obligatoriedad de contar con un Plan Técnico de Aprovechamiento Cinegético (PTAC), que podrá ser elaborado por un profesional o utilizar un procedimiento simplificado que la Administración autonómica pondrá a disposición.

Éstos completarán en su propuesta del PTAC los calendarios previstos para las batidas de jabalí de corzo y de zorro; el de las cacerías y el de los días de perreo de liebre, así como el de caza sembrada. En el caso del jabalí, se podrán especificar las fechas para ejercitar a los perros de rastro.

La orden también se refiere a las condiciones que deben cumplir los propietarios que opten esta temporada por dividir su coto en lotes de caza, así como la prohibición de disparar a especies diferentes a las correspondientes en las batidas de jabalí, de corzo y de zorro.

La normativa fija los días y el horario hábil para la caza, y se concretan otras cuestiones como la prevención, las medidas de seguridad en cacerías, las condiciones para realizar competiciones cinegéticas, el control de daños o los cupos de caza por cada especie y modalidad de práctica.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.