Universidad
Aula magna de una universidad. EFE

El gasto público en educación en 2016 ascendió a 47.578,9 millones de euros, cifra que supone un aumento del 2,1% frente al año anterior, y se situó a niveles de 2007 y lejos de la inversión máxima, la de 2009 con 53.895.012 millones de euros.
 
Son datos de la reciente "Estadística del Gasto Público en educación" del Ministerio de Educación, con resultados provisionales de 2016, y que señalan que el gasto de las Administraciones educativas se incrementó en el conjunto de las comunidades autónomas un 2,0% y para el Ministerio de Educación el 6,1%.

Todas las comunidades autónomas aumentaron su gasto en educación excepto Asturias y Extremadura, donde bajó un 0,1% y un 1,2%, respectivamente. En la educación no universitaria el gasto creció un 3,3% y en la educación universitaria bajó un 1,5% (el gasto de becas y ayudas aumentó un 2,3%).

Si se deducen los gastos financieros, tal y como se considera en la metodología internacional, los porcentajes serían de un crecimiento del 2,0% para el total del gasto público educativo, un aumento del 3,0% para la educación no universitaria y una disminución del 0,9% para la educación universitaria.

Según los datos del Ministerio, el gasto público en educación se fue incrementando cada año hasta 2009, y en 2010 bajó hasta invertirse un total de 53.099.329 millones de euros, cantidad que siguió disminuyendo desde entonces hasta 2014, cuando llegó a 44.789.297 millones de euros. En 2015 la inversión educativa volvió a subir, en este caso hasta los 46.597.784 millones de euros.

Respecto a las distintas etapas, a la Educación Infantil y Primaria, incluida la Educación Especial, se dedicó el 34,5% del presupuesto de 2016, a la Educación Secundaria y Formación Profesional el 29,9%, a la educación universitaria el 19,9% y a las becas y ayudas al estudio el 4,2%.

Por capítulos presupuestarios, el de personal supone el 60,5% del total; incluidas las cotizaciones sociales imputadas representaría el 69,9%. Las transferencias corrientes suponen el 20,0%, que incluyen los conciertos y subvenciones a centros de titularidad privada, por un importe de 6.055,5 millones de euros (12,7% del gasto).