Alud en el Pirineo.
Alud en el Pirineo. EUROPA PRESS

Dos personas han muerto atrapadas por un alud este jueves por la mañana y otra ha resultado herida en el Valle de Conangles, en el Valle de Arán, según han informado los Bomberos de la Generalitat.

El accidente de montaña ha ocurrido hacia las 10.00 horas de esta mañana cuando las tres personas, que según los Bomberos estaban haciendo trabajos de estudio e investigación en esta zona del Vall de Conangles, han quedado atrapadas por un alud.

Dos de las personas atrapadas han fallecido mientras la tercera ha sido rescatada con vida y evacuada en un helicóptero medicalizado al Hospital de Vielha con politraumatismos graves, según han informado los Bomberos en un comunicado.

Al lugar se han desplazado los Pompièrs (bomberos) de Aran y el grupo de actuaciones especiales (GRAE) de los bomberos de la Generalitat con un helicóptero, y han localizado a las tres personas atrapadas, dos de ellas fallecidas y la tercera herida grave con politraumatismos.

También han acudido a la zona agentes de la Unidad de Intervención de Montaña de los Mossos d'Esquadra y el Sistema de Emergencias Médicas (SEM), con un helicóptero medicalizado para atender y trasladar al herido grave hasta el Hospital de Vielha.

La zona de la Vall de Conangles está ubicada en la parte derecha de la boca sur del túnel de Vielha.

Seis fallecidos en menos de un mes

Este es el suceso más grave, pero no el único que se ha producido a lo largo de este mes. Seis han sido las personas fallecidas en zonas de montaña a causa de aludes y avalanchas  que se han producido por las intensas nevadas.

El día 3, dos montañeros cántabros perdieron la vida en la vertiente francesa de los Pirineos, cerca del túnel de Bielsa. Otros tres componentes del grupo, que efectuaban esquí de fondo en la zona, resultaron indemnes tras lograr salir por sí mismos del manto de nieve.

Dos días antes, en Andorra La Vella, un guía de montaña de 34 años falleció al quedar atrapado por un alud en la zona de la estación de esquí de Arcalís. Su acompañante, otro guía francés de 32 años, sufrió lesiones importantes en una rodilla.

El fallecido, de nacionalidad española, presentaba una parada cardiorrespiratoria y murió en el hospital Nostra Senyora de Meritxell al que fue trasladado.

Y en la misma semana, un monitor de esquí de 24 años falleció en una zona fuera de pistas de la estación invernal de Formigal-Panticosa, en el Pirineo de Huesca.

Consulta aquí más noticias de Lleida.