Pedro Pablo Kuczynski
El presidente de Perú, Pedro Pablo Kuczynski, abandona el Palacio de Gobierno en Lima, tras renunciar al cargo y despedirse de funcionarios y trabajadores. ERNESTO ARIAS / EFE

El presidente de Perú, Pedro Pablo Kuczynski, renunció este miércoles en medio de la crisis política causada por la difusión de vídeos que muestran a sus aliados intentando comprar votos de congresistas opositores para evitar su destitución, según confirmaron fuentes del Gobierno.

El mandatario, de 79 años, renuncia a su cargo en medio de una crisis política en la que se ha visto envuelto en el escándalo de corrupción de la compañía brasileña Odebrecht que asola a América Latina. Su dimisión se produce un día antes de que el Congreso votara una moción de censura en su contra, la segunda en pocos meses, por su presunta implicación en la empresa constructora.

Odebrecht reveló en sede parlamentaria que dio 4,8 millones de dólares a consultoras relacionadas con el presidente. Una de ellas, Westfields Capital, recibió más de 780.000 dólares entre 2004 y 2007, incluyendo 60.000 en los años en los que el líder de Peruanos Por el Kambio (PPK) fue ministro de Economía y primer ministro del Ejecutivo de Alejandro Toledo, quien actualmente se encuentra prófugo en EE UU y cuya extradición al país ha sido aprobada también este miércoles.

Estas acusaciones llevaron a la oposición a impulsar una moción de censura el pasado 22 de diciembre a la que Kuczynski sobrevivió, a pesar de que en un principio no contaba con los apoyos necesarios. El escándalo ha aumentado desde entonces y este jueves debía enfrentarse a otra que, de acuerdo con los medios locales, no iba a superar.

Compra de votos

Con ello, cabe destacar que la dimisión se habría precipitado por unos vídeos publicados en las últimas horas por Fuerza Popular en los que supuestos emisarios del Gobierno ofrecen dinero y obras públicas en sus regiones a algunos diputados de este partido opositor a cambio de que frenen la moción de censura.

La dimisión de Pedro Pablo Kuczynski, que asumió el 28 de julio del 2016 será efectiva tras el visto bueno del Congreso y, de acuerdo a la Constitución, debe ser sustituido por su primer vicepresidente, Martín Vizcarra, quien también es el actual embajador peruano en Canadá.