La Inspección de Trabajo y Seguridad Social detectó e hizo regularizar 3.000 empleos irregulares en Euskadi el año pasado, y permitió incorporar a las arcas de la Seguridad Social más de 30,4 millones de euros que no habían sido abonados.

Estos datos han sido dados a conocer este viernes, en una rueda de prensa en Vitoria, por el delegado del Gobierno en Euskadi, Javier de Andrés, y el director territorial de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, Carlos García.

La Inspección de Trabajo y Seguridad Social detectó e hizo regularizar 3.000 empleos irregulares (1.741 en Bizkaia, 815 en Gipuzkoa y 444 en Álava) y recaudó 30,4 millones de euros para la Seguridad Social (19,9 millones en Bizkaia, 5,8 millones en Álava y 4,6 millones en Gipuzkoa).

La Inspección de Trabajo de la Administración General del Estado tiene como competencias en el País Vasco la lucha contra la economía irregular y el fraude a la Seguridad Social.

Este organismo realizó 17.835 actuaciones en 2017, de las que 6.920 fueron visitas; 4.816, servicios de atención al público; y 6.099, expedientes administrativos. Del total de actuaciones, 12.308 correspondieron a casos de economía irregular. El mayor número de estas medidas se centró en los sectores de servicios (3.058), hostelería (2.700) y comercio (2.485). Las 5.527 restantes fueron por fraudes a la Seguridad Social.

Como resultado de sus actuaciones, la Inspección de Trabajo impuso en 2017 sanciones por importe de 2.8 millones por economía irregular; y 4,1 millones, por fraudes a la Seguridad Social.

Javier De Andrés ha destacado que "un empleo sin Seguridad Social es un empleo sin garantías y, por tanto, un empleo sin derechos", y ha recordado que "la recuperación económica no debe realizarse a costa de los derechos y la protección social de los trabajadores, ni en detrimento de la solvencia financiera de la Seguridad Social, que es la que garantiza el futuro de las pensiones".

El delegado del Gobierno ha destacado que, con la labor que realiza la Inspección de Trabajo, "se regulariza y se protege la situación de trabajadores que están sometidos a explotación laboral y de las empresas, luchando en este caso contra la competencia desleal".

PLAN DE ACTUACIONES

Para este año la Inspección de Trabajo ha previsto 17.068 actuaciones, 9.217 de ellas relacionadas con economía irregular y trabajo de extranjeros; y 7.851, con LA Seguridad Social.

Las dos Inspecciones que trabajan conjuntamente en el País Vasco -la estatal y la autonómica- coordinan la planificación de sus actuaciones, estructurándolas en torno a cuatro grandes ámbitos: Seguridad Social, economía irregular, prevención de riesgos laborales, y relaciones laborales y empleo.

La Seguridad Social y la lucha contra la economía irregular corresponden al ámbito competencial del Gobierno central, mientras que prevención de riesgos laborales y relaciones laborales y empleo son competencia del Gobierno vasco. Ambas administraciones cuentan con un total de 99 técnicos entre inspectores y subinspectores, de los que 56 corresponden a la Inspección de Trabajo y Seguridad Social del Estado.

Consulta aquí más noticias de Álava.