Puig ha indicado, sobre la coincidencia de este debate con el asesinato del niño Gabriel Cruz en Almería, que todos los ciudadanos están "absolutamente impactados" por lo ocurrido, fruto de "una actuación inhumana, terriblemente inhumana" que lleva en este y otros casos a "tener que admitir que la maldad existe, desgraciadamente existe".

Así, ha incidido en que "hay que poner prevención contra la maldad y hay que tener un Estado lo más seguro posible sin perder las libertades". "Nosotros hemos avanzado mucho en el terreno de las libertades, somos una sociedad avanzada", ha apuntado, para agregar que la Constitución "sirvió para consolidar el aterrizaje definitivo de los valores de la Ilustración en España".

Puig ha remarcado que a pesar del terrorismo etarra y yihadista o de "estos asesinatos execrables" la española es "una sociedad avanzada y los derechos y las libertades son fundamentales y ningún asesino de ningún tipo, ninguna asesina, va a hacernos cambiar nuestra manera de ser, de entender la tolerancia" de una sociedad que, según ha subrayado, es "inclusiva y los valores, los derechos y las libertades están por encima del miedo".

"Es una sociedad sin miedo, una sociedad abierta, una sociedad compungida cuando pasan asesinatos, solidaria con las personas que lo sufren pero en ningún caso vengativa", ha agregado.

Ante la pregunta de si considera que al PSOE le está haciendo "daño" este debate, Ximo Puig ha indicado que se trata de "debates en los que hay que asumir la realidad de la sensibilidad que generan, son debates con una enorme carga emocional" y cree que "las emociones y la razón hay que saber combinarlas" porque de lo contrario "pasa en otros debates, que finalmente acaban contaminando lo que es la clarividencia a la hora de hacer política".

Consulta aquí más noticias de Valencia.