Paella de atún en lata
Paella de atún en lata SAN MARINO

¿Pensando en algo para picar durante los días de intensa actividad fallera que se avecinan? Cuando pensábamos que nada podía ser más ofensivo para un valenciano que ese ya famoso sandwich inglés de paella, un nuevo descubrimiento acaba de marcar un nuevo hito en la siempre concurrida carrera de llamar paella a cosas raras.

No se trata de ponernos puristas en plan "eso no es paella, es arroz con cosas", o pedir que el tribunal de Derechos Humanos juzgue a Jamie Oliver por su paella con chorizo, pero hay que reconocer que las latas de tuna paella de la marca San Marino merecen un lugar destacado en este particular infierno paellero.

Se trata de un producto que se comercializa en Filipinas y que, por si alguien no ha captado todavía la magnitud de la tragedia, propone exactamente lo que parece: una paella enlatada y a base de atún. De hecho, el formato es similar a la tradicional lata de atún, y la idea es abrirla y zampársela tal cual, sobre la marcha y en frío.

Por si alguien quiere consolarse, la buena noticia es que -tal y como apuntan en los anuncios de la marca- esta paella enlatada está hecha con "arroz real". Nada de usar arroz de mentira o cualquier otra cosa, sino 100% arroz real. Que no se diga lo mismo sobre el atún, eso sí, nos preocupa bastante.

Con un aspecto muy poco apetecible, quienes han tenido el honor de probar este invento destacan su sabor salado y aceitoso, aunque curiosamente les parece genial el formato en que se presenta y no parecen tener reparos en comerla fría. En realidad, esto es una simple ensalada de arroz con atún, estarán pensando algunos. Y con razón, pero poniéndole paella todo resulta mucho más divertido.

Por cierto, bromas al margen y más allá de que estas latas no sean la mejor idea para llevarse a Fallas, una cosa está clara: hacen más daño a la paella y la gastronomía española esas infames paellas y sangrías que se venden a los turistas en tantos lugares, que todos estos sandwiches, latas o pastas rellenas.