David Marjaliza
Marjaliza a su llegada a la Audiencia Nacional. EFE/Mariscal

El presidente de la comisión del Congreso que investiga la financiación del PP, Pedro Quevedo, prevé citar de nuevo al empresario David Marjaliza el próximo miércoles, 21 de marzo, para que comparezca en sesión parlamentaria y "compense" su ausencia de este martes debido a una infección en las vías respiratorias. Este martes también está citado el exconsejero madrileño Francisco Granados.

Tanto Quevedo como otros miembros de la comisión han dudado de la veracidad del escrito remitido el lunes por la noche al Congreso por el abogado de Marjaliza para justificar que no podría comparecer. El presidente de la comisión ha considerado "insatisfactorio" el "papelito" enviado por el abogado como justificante de la enfermedad del empresario.

Tras una reunión a puerta cerrada, los miembros de la comisión han señalado la necesidad de convocar rápidamente de nuevo a Marjaliza. Para ello, se estudia la posibilidad de habilitar sesiones de la comisión los miércoles por la tarde, en lugar de que se celebren solamente los martes por la mañana como ocurre hasta ahora.

De este modo se evitaría un "desajuste brutal" en el calendario de comparecencias previsto, ha explicado Quevedo, que ha indicado que, además, se consultará a los servicios jurídicos cuál es el procedimiento para la aceptación de escritos de justificación de cualquier tipo en el caso de que se produzca una incomparecencia.

Todo ello "sin discutir que el señor el señor Marjaliza tiene todo el derecho del mundo a ponerse malo", ha precisado el presidente de la comisión. Marjaliza es uno de los supuestos cabecillas de la trama Púnica junto al exdirigente del PP Francisco Granados, quien también está citado a comparecer hoy ante la comisión.

En libertad provisional

La citación de Granados se produce después de que no se presentara en un juzgado de Madrid citado por la querella que presentó contra él Cifuentes por injurias y calumnias porque la Policía no lo localizó en su domicilio para notificarle la citación.

Ambos están en libertad provisional y son parte fundamental de la investigación que se sigue en la Audiencia Nacional sobre la presunta trama corrupta en un sumario que tiene una pieza dedicada a la supuesta financiación ilegal del PP. Un asunto sobre el que ambos se han pronunciado ya en las declaraciones que han ido prestando ante el juez.

Marjaliza, cuando aún instruía el caso el juez Eloy Velasco, declaró durante 13 horas ante él e hizo un pormenorizado relato de una trama de corrupción y financiación de campañas electorales que se extendía por decenas de municipios madrileños.

Detalló que él mismo pagó 90.000 ó 100.000 euros de la campaña electoral del PP de Valdemoro en 2011 a cambio de adjudicaciones posteriores.

Pero Marjaliza no pudo concretar al juez a qué se referían las anotaciones de la libreta encontrada a Francisco Granados, considerada pieza clave para interpretar la entrada y salida de dinero de constructores y otros empresarios al partido.

Granados se ha esforzado en explicar que esas anotaciones no tienen nada que ver con empresas, sino con el funcionamiento interno del partido, pero sin embargo dijo al juez que el PP de Madrid tenía una "caja b" que dirigiría Ignacio González, con colaboración de Cristina Cifuentes y conocimiento de Esperanza Aguirre.

De hecho, a raíz de esa declaración, los tres últimos presidentes madrileños han sido citados por la comisión de investigación del Congreso.

Granados tiene otra cita el jueves en la Audiencia Nacional para declarar por tercera vez ante García Castellón. En la primera habló de la presunta financiación irregular del PP y en la segunda negó haberse llevado dinero de las donaciones al partido ni comisiones de empresas.