Sala de espera de un centro de salud vacía
Sala de espera de un centro de salud vacía EUROPA PRESS - Archivo

La acción se enmarca en la campaña contra las listas de espera que estos colectivos están desarrollando, como la realizada el pasado 23 de febrero en las puertas de los hospitales de Zaragoza.

A pesar de que se han dado algunos tímidos avances desde el comienzo de la legislatura, la situación de las listas de espera sigue siendo "insostenible", han aseverado estos colectivos, para detallar que, en los últimos datos publicados por la Consejería de Salud, correspondientes a enero de 2018, hay 1.885 pacientes en la Comunidad autónoma que sufren una demora de más de seis meses para ser operados.

"Los avances que se han podido producir son porque se han derivado las intervenciones a la sanidad privada, incrementando el gasto en beneficio de las empresas, sin que suponga una verdadera solución para el problema ni una mejora de nuestra sanidad pública", han sentenciado.

Según estos colectivos, en 2008 eran 634.000 las personas en espera para una intervención quirúrgica en España y casi 2 millones de personas están esperando la primera consulta con el especialista. "Ya no esperamos a entrar en el quirófano, ahora esperamos que nos diagnostiquen", han lamentado, al observar que "se retrasa aún más la atención y, por eso, hay personas que mueren antes de recibir tratamiento. La falta de comunicación entre la Atención Primaria y la Especializada agrava la situación".

SOLUCIONES

"Esta crisis planificada del sistema sirve para empujar a contratar seguros privados a quien los puede pagar. Por otro lado, con los cada vez mayores convenios con la privada se deja de invertir en la pública, se gasta mucho dinero y se obtienen escasos resultados", han criticado, para indicar que solucionar el problema de las listas de espera podría resolverse "utilizando los recursos del sistema público de salud al cien por cien".

Por ello, proponen crear un turno de tarde en los hospitales, en las especialidades médicas necesarias hasta las 21.00 horas, lo que permitiría más contratación y suprimir las horas extras; prohibir los conciertos con centros privados para que los centros públicos funcionen al cien por cien; establecer una "incompatibilidad absoluta" para que el personal sector público trabaje en la privada.

Asimismo, establecer plazos y garantías para la atención, las mismas en todos los territorios del Estado, independientemente del lugar de residencia, para acabar "con las vergonzosas diferencias que se han agravado en los últimos 30 años"; asignar un código al paciente en el momento de pedir la prueba diagnóstica o la intervención, para asegurar su entrada automática en lista de espera; y democratizar el sistema, con transparencia "absoluta" y acceso "sencillo" a todos los datos de actividad, calidad, gasto y adjudicaciones del sistema de Salud.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.