Río Pisuerga
Río Pisuerga EUROPA PRESS - Archivo

Cinco ríos de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) registran, a primera hora de la mañana, el umbral de alerta. Se trata del Adaja a su paso por Ávila, el Arlanza en las provincias de Burgos y Palencia, el Bernesga, el Cea y el Esla.

En concreto, según un comunicado de la CHD remitido a Europa Press, el Adaja a su paso por Ávila lleva un caudal de casi 58 metros cúbicos por segundo. El Arlanza en varios puntos de las provincias de Burgos y Palencia, el Bernesga en Alija de la Ribera y el Cea, a la altura de Sahagún, llevan un caudal de 71 metros cúbicos por segundo. Por último,

el Esla en la estación de Benameriel, donde se contabilizaban 354 m3 por segundo pero con tendencia actual al descenso.

Para hoy, las previsiones apuntan a que las precipitaciones no serán tan intensas pero las crecidas se van trasladando aguas abajo en Arlanza y Pisuerga, entre otros.

Anoche entró en alarma la estación del río Adaja situada en la ciudad de Ávila con una medición de 86 metros cúbicos por segundo, después de que aumentara el caudal durante toda la jornada por efecto de las lluvias y el deshielo. Ahora mismo su situación es de alerta, con tendencia a descender.

Por su parte, el río Bernesga en León capital, que ayer sábado llevó un caudal punta de 118 metros cúbicos por segundo, superando así el nivel de alarma, descendió durante la tarde hasta los 85 metros cúbicos

por segundo, por lo que pasó a nivel de alerta. En la mañana de hoy se ha recuperado un volumen normal.

También en León hay que mencionar el aumento de caudal del Rio Cea, a su paso por Sahagún, donde supera los 70 m3 por segundo, con tendencia a subir.

En Orense, el río Támega que registraba anoche, a su paso por la localidad de Rabal, un caudal superior al nivel de alarma, hoy ha salido ya de esa situación, con un caudal circulante inferior al de alerta.

Otros ríos que también recuperan caudales de normalidad en cabecera son Camesa, Eresma, Pisuerga o Voltoya, que esta mañana han salido de los valores de alerta, pero que hay que tener en cuenta que la situación se traslada aguas abajo, en sus tramos medio o bajo.

Desde la CHD se presta especial vigilancia al Arlanza, que anoche experimentó una crecida a la altura de Salas de los Infantes y Lerma, superior a la de episodios similares en las últimas semanas, y que ahora mismo presenta caudales más estables en esa zona, aunque la crecida se traslada a las localidades de Peral de Arlanza y Quintana del Puente, donde tenemos valores de 198 y 184 metros cúbicos

por segundo, respectivamente, con tendencia a subir, concluye el comunicado.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.