El informe de liquidación del presupuesto del Ayuntamiento de Gijón para 2017, que de una cifra inicial de 227.382.510,15 euros pasó a 302.634.249,06 euros, fruto de distintas modificaciones presupuestarias, arroja un resultado positivo de 11.429.931,40 euros, según una nota de prensa del Gobierno local.

En este sentido, se manejaron cerca de siete millones y medio más que en año 2016, alcanzando un mayor nivel de ejecución global (81,82 % frente a 80,88 % en 2016), y un 92,1% de ejecución en lo que respecta al gasto corriente. En términos absolutos, el incremento de obligaciones en 2017 con relación a 2016 ha sido de 19.814.531,28 euros.

Respecto al Ahorro Neto, el resultado es igualmente positivo, con un importe de 12.646.562,77 euros, gracias a un incremento de ingresos corrientes por encima de gasto corriente y a la reducción de carga financiera anual, al decrecer el endeudamiento.

En cuanto a la amortización de deuda bancaria -Zona de Actividades Logísticas e Industriales de Asturias (Zalia) y Gijón al Norte, así como el nuevo préstamo contraído en 2017-, arroja un resultado de deuda viva a 31 de diciembre de 130.873.883,08 euros, es decir, 26.360.941 euros menos que en el ejercicio anterior. Esto conlleva consecuencias positivas sobre el resto de los parámetros de ahorro neto o carga financiera. Cabe recordar que la deuda viva a 31 de diciembre de 2016 fue de 157.234.824,13 euros.

Con todo, el total de Remanente Líquido de Tesorería para Gastos Generales a 31 de diciembre de 2017 asciende a 23.437.681,54 euros, frente a los 38.934.579,39 euros de 2016. Un dinero que el Ayuntamiento destinará a inversiones financieramente sostenibles procedentes de 2017 pendientes, así como las inversiones financiadas con remanentes líquido de tesorería libre de procedentes de 2017 con obligaciones pendientes.

Consulta aquí más noticias de Asturias.