Se han sumado así a las reivindicaciones feministas incidiendo en la brecha laboral y han recordado que el colectivo femenino se ve más afectado por el paro, la temporalidad y además sufre la brecha salarial, criticando que no se reparten igual los complementos ni las responsabilidades.

El secretario general de UGT Aragón, Daniel Alastuey, ha incidido en que un primer paso para la igualdad es el reparto de las responsabilidades en el hogar para que las mujeres no deban renunciar a su carrera, algo que sucede y que luego deriva en la brecha de las pensiones.

En la provincia de Huesca, los sindicatos han animado a trabajadoras y trabajadores a parar el 8 de marzo de 11.30 a 13.30 horas en turnos de mañana, de 14.00 a 16.00 horas en turno de tarde, y de 22.00 a 00.00 horas en turno de noche.

La responsable de UGT en Huesca, Rosa Serrano, ha trasladado que "tenemos que salir a la calle. El movimiento sindical es parte del movimiento feminista y el día 8 tenemos que llenar las calles para dejarlo claro y decir que nuestra reivindicación es laboral y social".

Por su parte, la responsable de CC.OO. Huesca, Conchi Jiménez, ha resaltado que "hacemos un llamamiento a participar en las dos horas de paro y salir a las calles porque es necesario que todos los derechos, por los que mujeres incluso han perdido la vida, se hagan efectivos".

Consulta aquí más noticias de Huesca.