Cámara de seguridad
Cámara de seguridad GUARDIA CIVIL

Según han informado, a finales de diciembre de 2017, se recibieron varias denuncias por delitos de robo con fuerza en el interior de comercios, con una especial incidencia en la localidad de Santa Ponça (Calvià), por lo que la Guardia Civil inició una investigación.

Durante esta se comprobó que los robos seguían un mismo 'modus operandi': utilizaban palancas para forzar las puertas de entrada y así poder acceder a locales que permanecían cerrados al público.

Así, la Guardia Civil estableció diferentes servicios de vigilancia y consiguió identificar a los presuntos autores, que fueron detenidos la semana pasada, tras ser sorprendidos 'in fraganti' mientras salían de un restaurante en el que además de haber robado, habían acondicionado como vivienda y en el que residían de "manera ilegal".

Tras la detención, se practicó un registro en el establecimiento y se localizaron numerosos objetos sustraídos, además de la ropa utilizada para la comisión de los diferentes robos.

Entre los objetos recuperados, se encuentran ordenadores, equipos de música, televisores, entre otros, aunque, según han explicado, la mayoría de ellos fueron vendidos en diferentes establecimientos de compra venta de objetos de segunda mano.

Una vez identificados los propietarios, la mayoría de los objetos sustraídos han sido entregados a los mismos y se han esclarecido, hasta el momento, 15 robos, aunque no se descarta esta cifra aumente una vez se compruebe la procedencia del resto de objetos intervenidos.

Una vez puestos a disposición judicial se decretó el ingreso en prisión de uno de los detenidos.