El Grupo Parlamentario Socialista registró hoy una propuesta de modificación del Plan de Fiscalización del Consejo de Cuentas para el año 2018 para que se incluya en el mismo la fiscalización de la licitación, el contrato y los modificados y reequilibrios financieros del Hospital Universitario de Burgos.

Esta decisión del PSOE, según precisa dicha formación a través de un comunicado, es consecuencia de que con la nueva Resolución de la presidenta de las Cortes, Silvia Clemente, apoyada por Ciudadanos y Podemos, se impidió la presentación de enmiendas al Plan de Fiscalización presentado por el Consejo de Cuentas y que se aprobó el pasado viernes en la Comisión de Hacienda de las Cortes y que no incluía la fiscalización del HUBU.

No obstante, el Grupo Socialista utiliza ahora la posibilidad de presentar esta propuesta de reforma a posteriori, tal y como se acordó en la reunión de Grupo de esta mañana y que se presentó de manera inmediata.

Dicha modificación tendrá que ser informada por el propio Consejo de Cuentas y sometida a votación en la Comisión de Hacienda. Registro que el PSOE hace siendo consciente de que la capacidad de negociación que suponía el sistema anterior ha desaparecido a iniciativa del PP y apoyada por Ciudadanos y Podemos, por lo que sólo con el voto en contra del PP esta petición de modificación será rechazada en Comisión.

Como ya advirtió en su momento el Grupo Socialista y la secretaria general del PSOE de Burgos, Esther Peña, "estos tres grupos políticos impedirán que el Consejo de Cuentas fiscalice el mayor contrato de la Junta, el más complicado por ser una concesión de obra pública y el más irregular con 650 millones de euros ya de sobrecoste y que provocó la mayor alarma social y la mayor manifestación en Burgos".

Consulta aquí más noticias de Valladolid.