La Consejería de Fomento y Medio Ambiente, en relación con la sentencia que anula el Plan de Aprovechamientos Comarcales del Lobo e terrenos cinegéticos al norte del Duero para la temporada 2015-2016, asegura que el fallo carece de efectos prácticos y, además, recuerdo que no es firme.

Después de que la Asociación Conservacionista La Manada desvelara hoy la sentencia de la Sala de lo Contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, con sede en Valladolid, estimatoria de un recurso interpuesto por el referido colectivo contra la Resolución de la Dirección General de Medio Natural de la Consejería de fecha 31 de julio de 2015, el departamento que dirige Juan Carlos Suárez-Quiñones insiste en que contra la misma cabe aún recurso de casación ante el Supremo.

En cualquier caso, "aún cuando gane firmeza en el sentido en que está, la sentencia carece de efectos prácticos pues se trata de la temporada de caza 2015-2016 pasada y no afecta por tanto a la regulación de la caza del lobo actualmente vigente".

El basamento de esta resolución judicial, especifica la Consejería de Fomento, está en los argumentos de la sentencia de mayo de 2016 sobre el Decreto 30/2015 de 30 de abril por el que se regula la conservación de las especies cinegéticas de Castilla y León, sentencia base, sin embargo, sin eficacia ejecutiva y aún no firme por haberse interpuesto por la Junta de Castilla y León, y no resuelto, recurso de casación ante el Tribunal Supremo.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.