Embalse pantano Ullibarri
Embalse pantano Ullibarri EUROPA PRESS - Archivo

En el caso concreto de la cuenca del Duero, se sitúa al 41,5 por ciento de su capacidad por lo que ha ganado 2,1 puntos respecto a la semana anterior, cuando se quedó en el 39,4 por ciento. En estos momentos acumula 3.115 hectómetros cúbicos de un total de 7.507. No obstante, siguen por debajo de la media del año anterior (4.217 hectómetros cúbicos) y de la media de la década (5.409).

Así, el aumento de esta semana equivale al 3,4 por ciento del total después de las abundantes precipitaciones y la máxima se ha registrado en Navacerrada, con 188 litros por metro cuadrado.

Aunque la diferencia respecto al volumen de agua embalsada respecto al año pasado se ha reducido, pero los embalses están un 19,81 por ciento por debajo del nivel de 2017 en estas mismas fechas y permanecen un 30,18 por ciento por debajo de la media del decenio.

Por otro lado, 2018 ya no es el cuarto año con menos agua embalsada desde 1990, sino el quinto. En la actualidad, 2018 se sitúa por delante de 1992, 1993, 1995 y 2008, los años con menos agua embalsada en la décima semana del ejercicio, cuando estaban al 40,44 por ciento; al 40,82 por ciento, al 43,48 por ciento y al 44,87 por ciento, respectivamente.

Por ámbitos, la reserva se encuentra al 94,5 por ciento en Cantábrico Oriental; al 75,7 por ciento Cantábrico Occidental; al 61,8 por ciento, Miño-Sil; al 78,4 por ciento, Galicia Costa; al 100 por cien las Cuencas internas del País Vasco; al 41,5 por ciento, el Duero; Tajo, al 42 por ciento y Guadiana, al 46,4 por ciento.

Además, Tinto, Odiel y Piedras está al 90 por ciento; Guadalete-Barbate, al 49 por ciento; Guadalquivir, al 39,7 por ciento; la Cuenca Mediterránea Andaluza, al 37,8 por ciento; Segura, al 17,6 por ciento; Júcar, al 27,7 por ciento; Ebro, al 68,4 por ciento y las cuencas internas de Cataluña, al 52,4 por ciento.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.