Así, permanecen cerradas al tráfico la BU-572, en Río de Lunada y la BU-704, en Villalómez, en la provincia de Burgos, mientras que en la provincia salmantina las vías cerradas son la DSA-180, en La Hoya, y la DSA-191, en Candelario.

Además son necesarias el uso de cadenas o neumáticos de invierno en Ávila en la AV-901 y AV-932, en Burgohondo y Santiago del Collado, respectivamente y en la DSA-191 en Candelario (Salamanca).

Consulta aquí más noticias de Valladolid.