Imagen de una infección por tuberculosis
Imagen de una infección por tuberculosis. JASON DREES, BIODESIGN INSTITUTE AT ARIZONA STATE

La Agencia de Salud Pública de Cataluña (ASPCAT) ha detectado un brote de tuberculosis pulmonar en Osona con tres personas afectadas: dos residentes en Santa Eugènia de Berga y una en Vic. Los tres casos están actualmente siguiendo el correspondiente tratamiento antituberculoso y en régimen observado directamente.

Según el ASPCAT, a raíz de la detección del primer caso de tuberculosis pulmonar se procedió a estudiar sus contactos de cohabitación, entre los cuales se detectó un segundo caso. Con el estudio de los contactos laborales de estos dos casos se detectó el tercer afectado. Según ha avanzado Nación Digital, al menos uno de los afectados sería un trabajador del matadero Le Porc Gourmet, a pesar de que Salud no confirma la identidad de los afectados.

La tuberculosis es una enfermedad "que se puede curar si se sigue bien todo el tratamiento indicado por los profesionales sanitarios", según Salud.

El colectivo Càrnies en Lluita ha confirmado que al menos hay un trabajador del matadero Le Porc Gourmet ingresado por enfermedad. Aún así, han dicho que no les consta que Salud haya hecho una vigilancia especial del matadero y han asegurado que en estos momentos están investigando el caso.

La tuberculosis es una enfermedad transmisible producida por el microbio Mycobacterium Tuberculosis, que puede afectar a varios órganos. Según informa Salud, cuando afecta a los pulmones, se transmite por vía aérea con la tos, estornudos, al hablar o al escupir, expulsando gotitas de la saliva. Los síntomas más frecuentes de tuberculosis pulmonar son una tos que dura 15 días o más, fiebre elevada, cansancio y pérdida de peso.

La medida principal que hay que tomar en caso de tuberculosis pulmonar es el estudio de los contactos íntimos de la persona afectada para descartarla y para tratar la enfermedad o infección, si se producen. Si se tiene tos durante dos o tres semanas, hay que ir al médico. En cuanto a aquellas personas que conviven con un enfermo de tuberculosis pulmonar, se tienen que hacer la prueba de la tuberculina, que determinará si han sido contagiadas de la infección.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.