En concreto, el colectivo ha explicado que este expediente se ha iniciado por un vertido directo de aguas residuales al cauce del río Tea desde un pozo de bombeo de la red de saneamiento municipal en el lugar de A Freixa, en la parroquia de Ribadetea, que provocó un gran vertido de freza de los salmónidos.

Este expediente se suma a otro abierto por la Confederación Hidrográfica este mismo mes por unos vertidos de aguas residuales sin depurar que llegan al río, "a través tanto del propio emisario de la depuradora como a través del aliviadero".

Adenco ha insistido en que seguirá "de cerca este tema" y, "más allá de sanciones económicas", buscará "una solución real y rápida al problema" en este espacio protegido que es el río Tea, que "no puede continuar padeciendo las agresiones derivadas de las actuaciones de las propias administraciones públicas".

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.