Embarazada
Una mujer embarazada. FLIKR/FUFUE

Una joven de 18 años ha sido detenida por la Policía Nacional de Murcia tras provocarse un aborto, en un estado de gestación de 20 semanas, con la ingesta voluntaria de un protector estomacal.

Según informan fuentes policiales, hace una semana una joven acudía al servicio de urgencias de un centro hospitalario con una fuerte hemorragia (sangrado vaginal) manifestando que se había provocado un aborto.

Al ser preguntada por los sanitarios qué medicamento había ingerido esta refirió haber tomado un protector estomacal cuyos efectos secundarios son, entre otros, provocar contracciones en el útero para facilitar la expulsión del feto o embrión.

Con la ingesta de este medicamento, la joven, había conseguido, según sus manifestaciones, expulsar al feto en su domicilio.

Por encima de lo permitido

Posteriormente los facultativos que atendieron a la mujer, se percataron de que está se había encontrado en un estado de gestación de 20 semanas; estando solo permitido por ley el aborto voluntario hasta la semana 14.

Por lo que el centro hospitalario puso en conocimiento del juzgado de instrucción de guardia los hechos y éstos a su vez, mediante oficio, comunicaron los hechos a la Policía Nacional al objeto de esclarecer lo ocurrido.

En base a todo ello se inició la comprobación y esclarecimiento de los hechos, y se procedió a la plena identificación, localización y detención de la joven.

Una vez en dependencias policiales la detenida manifestó desconocer encontrarse en tan avanzado estado de gestación.

El operativo policial fue llevado a cabo por los Agentes de la Brigada Provincial de Policía Judicial de la Jefatura Superior de Policial Nacional de la Región de Murcia.

Consulta aquí más noticias de Murcia.