Coche autónomo de Huawei
Es capaz de distinguir entre 1.000 objetos diferentes y tiene una capacidad de aprendizaje que le permite determinar la acción "más apropiada" para cada circunstancia. HUAWEI

La compañía tecnológica Huawei presentará en el Mobile World Congress (MWC) de Barcelona, que se celebrará entre los días 26 de febrero y 1 de marzo, un vehículo conducido por un smartphone con Inteligencia Artificial (IA), según ha informado la firma en un comunicado.

En el proyecto, denominado 'RoadReader', Huawei ha transformado un Porsche Panamera para convertirlo en un vehículo sin conductor a través de la Inteligencia Artificial de un dispositivo Huawei Mate 10 Pro.

Tal como asegura la compañía, el automóvil sin conductor creado por Huawei no solo detecta obstáculos, sino que "entiende los estímulos" que recibe a su alrededor. De esta manera, es capaz de distinguir entre 1.000 objetos diferentes y tiene una capacidad de aprendizaje que le permite determinar la acción "más apropiada" para cada circunstancia.

"Nuestro smartphone cuenta con excelentes funcionalidades para el reconocimiento de objetos. Con este proyecto, nuestro objetivo ha sido demostrar su capacidad, no solo para aprender a conducir un vehículo, sino para detectar determinados objetos y aprender a evitarlos a través del uso de sus capacidades de inteligencia artificial", ha destacado el director de Marketing de Huawei Western Europe, Andrew Garrihy.

Coche sin conductor de Huawei

La compañía presentará el proyecto 'RoadReader' y las capacidades de su vehículo en un evento en Barcelona en el marco del Mobile World Congress (MWC) durante los días 26 y 27 de febrero. Los asistentes tendrán la oportunidad de "conducir" este vehículo autónomo por sí mismos, enseñándole a identificar ciertos objetos y a maniobrar para evitarlos.

"Somos los primeros en conseguirlo"

Según ha destacado Huawei, este proyecto lo convierte en “el primer fabricante de dispositivos móviles del mundo en utilizar un teléfono con inteligencia artificial para conducir un vehículo“.

La mayoría de los coches autónomos que se están desarrollando actualmente utilizan la capacidad de cálculo de chips desarrollados expresamente por proveedores de tecnología de terceros, ha explicado el fabricante de móviles.

“Con este proyecto, nuestro objetivo ha querido demostrar su capacidad (del móvil), no solo para aprender a conducir un vehículo, sino para detectar determinados objetos y aprender a evitarlos a través del uso de sus capacidades de inteligencia artificial”, ha declarado en la nota el director de Marketing de Europa Occidental de Huawei, Andrew Garrihy.