Estas ayudas permiten obtener a los ayuntamientos hasta el 90% del coste de la intervención que vayan a desarrollar en este tipo de monumentos con valor cultural, histórico y artístico. La concesión de subvenciones, a las que el Ejecutivo riojano destinará 924.725 euros, se tramitará en régimen de concurrencia competitiva.

Las entidades locales podrán presentar obras que hayan finalizado en 2017 o en 2018 y obras que se estén llevando a cabo en la actualidad o que aún no se hayan iniciado, pero que, en ambos casos, esté previsto su conclusión en 2018 o 2019.

La solicitud de ayuda incluirá, entre otra, la siguiente documentación: una breve referencia histórico-artística del bien objeto de la intervención en el caso Bienes de Interés Cultural, material fotográfico del objeto y un documento que defina con precisión las obras a realizar y su presupuesto, incluyendo el detalle de los gastos e ingresos previstos para ello así como el compromiso de asumir el gasto que no cubra la ayuda.

PLAZO DE SOLICITUD

Los ayuntamientos disponen de 20 días hábiles a partir de hoy para presentar sus solicitudes. El Gobierno riojano priorizará las ayudas en función de un sistema de puntuación, incluido en la orden, que tiene en cuenta, de mayor a menor puntuación, la urgencia o necesidad de la restauración; la singularidad e interés artístico, cultural o histórico del bien, como que sea Bien de Interés Cultural; la calidad del proyecto técnico presentado o que la actuación dé continuidad a otras realizadas en el monumento en cuestión.

Finalizado el plazo de presentación de solicitudes, la Consejería de Desarrollo Económico e Innovación nombrará

y convocará una Comisión de Evaluación para su estudio y valoración. La resolución se dictará en un plazo máximo de seis meses.

PRINCIPALES ACTUACIONES DE RESTAURACIÓN

El año pasado se financiaron destacadas actuaciones al amparo de la orden que regula las ayudas para la restauración de ermitas, iglesias, retablos y demás elementos singulares, como la restauración de las cubiertas de la Iglesia Parroquial de Santa María de Fuenmayor; la segunda fase de la rehabilitación de la cubierta del templo parroquial de Nuestra Señora de la Asunción de Hornillos de Cameros; la restauración y consolidación del talud sur del Castillo de Nalda sobre el Barrio de Bodegas; la tercera y última fase de la rehabilitación de la Ermita de San Martín de Leza de Río Leza o la rehabilitación de la bóveda y la cubierta en la ermita de la Magdalena de Anguiano.

En total se aprobaron proyectos de restauración y mejora de 21 localidades riojanas.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.