La consejera Isabel Elizalde ha destacado en su intervención la importancia de contar con herramientas que permitan proteger a la población y las infraestructuras locales "máxime en un escenario de cambio climático, en el que vamos a empezar a sufrir con más intensidad fenómenos como inundaciones y sequías. En el marco del proyecto H2Ogurea se ha actualizado ya el plan de Baztan y comenzamos ya con el de Sunbilla".

Elizalde ha anunciado que el proyecto europeo LIFE Nadapta, que se presentará el próximo viernes en Pamplona, se van a elaborar los planes municipales de emergencia ante inundaciones de otras 15 localidades navarras.

Santesteban forma parte de las áreas de riesgo potencial significativo de inundación que se delimitaron durante la implantación de la Directiva de Inundaciones. El Ayuntamiento aprobó el plan el pasado 12 de enero. A continuación fue homologado el 16 de enero de 2018 por Comisión de Protección Civil, al comprobar que se integra plenamente con el Plan Especial de Inundaciones del Gobierno de Navarra.

Los planes municipales de actuación frente al riesgo de inundaciones son herramientas que establecen a nivel local un dispositivo permanente y actualizado de información, alerta y actuación ante eventuales emergencias de este tipo. Entre otros aspectos, estos planes recogen los procedimientos de actuación ante una inundación y los procedimientos de alerta y comunicación entre el Ayuntamiento y SOS Navarra, ha explicado en un comunicado el Ejecutivo foral.

El objeto básico del Plan es que la organización municipal tenga información ante estas emergencias "mejorando su capacidad de proteger a la población amenazada, fomentando la autoprotección de las personas y, en lo posible, evitar o al menos reducir los daños que puedan producir a los bienes y servicios esenciales, de acuerdo con los medios y recursos locales disponibles".

El Plan está estructurado en distintos avisos que pueden llegar según los datos del cauce del río y pluviometría y propone que se activen las distintas fases de emergencia secuencialmente: situación 0 (emergencia 0), 1 (emergencia 1), 2 (emergencia 2) y 3, (emergencia 3). Para cada una de las distintas fases de emergencia el Plan establece las medidas a tomar y los avisos a emitir a la población por el Ayuntamiento.

El proyecto transfronterizo H2Ogurea busca gestionar de manera coordinada los ríos transfronterizos: Bidasoa, Nivelle y Urumea. Este proyecto está financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) a través del Programa Operativo de Cooperación España Francia Andorra (POCTEFA).

Consulta aquí más noticias de Navarra.