Juzgado vacío en la primera huelga de la justicia en Galicia
Juzgado vacío en la primera huelga de la justicia en Galicia EUROPA PRESS

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, ha instado este miércoles a los sindicatos que representan a los trabajadores del sector judicial, en huelga indefinida desde el pasado 7 de febrero, a recapacitar y volver a sentarse, aunque ha puesto en duda que en realidad quieran alcanzar "un acuerdo".

Como argumento, en declaraciones a los medios, tras entregar dos informes a la valedora do Pobo, Milagros Otero, el también conselleiro de Presidencia, Administracións Públicas e Xustiza ha esgrimido que un sindicato colgó en redes sociales un calendario con un listado de actos y movilizaciones "hasta el 9 de marzo" (Alternativas na Xustiza ha colgado en Twitter un documento de este tipo).

"¿Eso qué quiere decir, que no se va a negociar hasta el 9?", se ha preguntado Rueda, quien ha remarcado que el Gobierno gallego ha puesto sobre la mesa una oferta que mantiene y sobre la que se puede hablar, aunque no se ha mostrado favorable de subir la propuesta de incremento retributivo (de entre 816 y 1.080 euros más al año, según el cuerpo).

Rueda ha reclamado que "se digan las cosas como son" y ha insistido, aunque los sindicatos lo niegan, que el resto de puntos están canalizados al acuerdo. Incluso en el caso de los descuentos por las bajas, ha defendido que la Xunta se ofreció a trasladar "la parte más favorable" que se acuerde en el ámbito estatal.

"Para todos los empleados públicos, no solo para los de justicia, como es lo justo, lo normal y lo entendible", ha puntualizado, antes de volver a defender la propuesta de la Administración gallega, que situaría a los funcionarios de justicia de la comunidad "por encima de la media del conjunto del Estado". Por ello, se ha reafirmado en que "no es cuestión de moverla".

"Imagínense qué hubieran dicho los sindicatos si la Xunta se hubiese levantado diciendo que lo le gustan los representantes sindicales que están en la negociación, cómo estarían protestando, diciendo que es inadmisible y no se puede tolerar", ha esgrimido Rueda, en referencia a la exigencia de los sindicatos de que la Administración cambie de interlocutor para poder "avanzar".

Y es que hasta ahora la delegación de la Xunta en las negociaciones ha estado encabezada por los directores xerais de Xustiza, Juan José Martín, y Función Pública, José María Barreiro, cuya marcha ha exigido el comité de huelga para volver a sentarse, además de insistir en que el propio Rueda debería implicarse de forma directa.

"LIBERTAD" DE ELEGIR INTERLOCUTORES

En esta coyuntura, Rueda ha hecho un llamamiento a la "responsabilidad" de los sindicatos y ha reivindicado que se respete "el derecho y la libertad" del Ejecutivo autonómico para elegir quiénes le representan en las negociaciones, igual que la Xunta respeta, "como no podía ser de otra manera", que el comité elija a sus representantes.

A renglón seguido, ha criticado la actitud de los sindicatos y ha sugerido que, o bien "no lo quieren entender así", o "no tienen mucho interés en negociar". "Así es muy difícil", ha advertido, antes de lamentar los "perjuicios" que se pueda causar a los ciudadanos.

Rueda ha insistido, además, en que los negociadores elegidos por la Xunta tiene "capacidad" para hablar y también para "cerrar acuerdos", además de "conocimiento" sobre el asunto en cuestión. Ha añadido que él, al igual que el conselleiro de Facenda, están "al día" de las negociaciones y en permanente contacto con el equipo que está en la mesa.

Por eso, ha insistido en que "no es razonable" la postura de los sindicatos y ha apelado a que recapaciten. "La Xunta negocia directamente bajo la dirección de los máximos responsables (de Xustiza y Función Pública), y del máximo responsable que, como conselleiro, soy yo", ha aseverado.

RECHAZO A LOS "VETOS" Y PETICIÓN

Dicho esto, ha insistido en que la disposición del Ejecutivo es "hacer todo lo posible por llegar a un acuerdo" lo antes posible, como han demandado varias voces de colectivos del sector. "Les pido que vuelvan porque sería bueno llegar a un acuerdo cuanto antes, pero nos hemos quedado sin interlocutor", ha manifestado, en referencia a que el comité se levantó en la pasada jornada.

Rueda ha concluido que esto no puede ir "de vetos" y ha añadido que habría que preguntar a los sindicatos si "todos" están de acuerdo en que, "se haga lo que se haga", no se pueda llegar a un acuerdo "antes del 9 de marzo", fecha hasta que se prolonga el calendario de movilizaciones prefijado.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.