José Manuel Baltar
José Manuel Baltar CEDIDA

"Las medidas que aquí se explicaron en su momento, muchas de ellas utilizadas en otras etapas anteriores, hacen que en junio -de 2017- obtengamos unos primeros resultados en la línea de que los planes puestos en marcha comienzan a dar resultados. Así, se bajan en 1.908 pacientes la lista de espera quirúrgica para el mes de junio pero, lo más importante, 2.324 pacientes, un 18,13%, llevaban esperando más de seis meses", dijo.

Baltar explicó que a 31 de diciembre de 2017, se registraron 5.649 pacientes menos en lista de espera quirúrgica. "Es decir -continuó- de donde teníamos 34.000 tenemos 28.678, un 16,5% menos que en el año 2016".

Aquí, el consejero hizo especial hincapié en que es la mayor bajada desde que se registran los datos siguiendo el Real Decreto 605/2003, que es un decreto que consensúan todas las CCAA para que haya un sistema homogéneo de medición de las esperas.

Respecto al descenso de las listas, destacó que especialmente significativo es que se consiguió reducir en más de 3.000 pacientes las esperas de más de 6 meses (-23%), especialmente en áreas como Traumatología, Oftalmología, Cirugía, Urología y Otorrino. "Eran las más castigadas y se hizo especial énfasis en ellas", matizó.

Del mismo modo, dijo que la lista de espera disminuyeron en más de 30 días en Cirugía torácica, Cirugía plástica, Caquis y Columna, y Cirugía general y digestiva. "No obstante, un mayor nivel de resolución a veces nos lleva a incrementar el número de pacientes. Resolvemos más e incorporamos más", observó.

"Y a pesar de este éxito -aseveró-, por ejemplo en Neurocirugía se incrementa en 62 pacientes su lista, pero porque resuelve más rápido y mejor, Cirugía cardiaca en 17 y Dermatología en 5".

SEIS DE LOS DIEZ CENTROS LOGRAN UN DESCENSO DE LAS LISTAS

En cuanto a los hospitales, el consejero aclaró que el descenso más importe -de las listas de espera- se dio en el Hospital Universitario Insular de Gran Canaria, seguido del Hospital Nuestra Señora de la Candelaria, "que es el que logra una mayor reducción en más de seis meses". Mientras, dijo que el Hospital Universitario Doctor Negrín de Gran Canaria es el que tiene la mayor demora.

Balta aclaró que del conjunto de los diez hospitales del Servicio Canario de la Salud, seis centros logran un descenso de las listas de espera, tres centros logran un incremento y el Hospital Universitario de Canarias se mantiene en su demora media.

LAS LISTAS DE ESPERA DE CONSULTAS BAJAN

Sobre las listas de espera de consultas y pruebas, indicó que en Consultas se bajan los registros en 25.529 pacientes (-16%), pasando de 157.000 a 132.000 pacientes, mientras que sobre las Pruebas se ha bajado en Rehabilitación, Ginecología, Oftalmología, Digestivo y Cirugía general.

"En cuanto a Pruebas, hemos incrementado el número en 125 porque en la medida que resolvemos más, si hacemos 170.000 consultas tendremos más pruebas complementarias, si operamos más tendremos que hacer más pruebas complementarias", manifestó.

Finalmente, Baltar insistió en que en actividad quirúrgica, se han producido 6.860 intervenciones más con recursos propios, un 7% más. Es decir, que se han hecho este año 104.250 intervenciones donde antes se habían hecho 97.000.

EL 50% DE LOS PACIENTES LISTA DE ESPERA QUIRÚRGICA ESPERA 110 DÍAS

"Utilizando el criterio de la mediana, el 50% de los pacientes en lista de espera quirúrgica esperan sólo 110 días", observó el consejero, recordando que se ha pasado de 131 días a 110.

Para Baltar, lo más importante es que las personas que esperan por debajo el umbral de tres meses son el 44,4%.

"La mayor transparencia es que el ciudadano tenga el conocimiento en todo momento de cuál es su posición y cuánto tiempo va a necesitar esperar, y eso a día de hoy tenemos gravísimas dificultades para decírselo con solvencia. Eso es la transparencia y estamos obligados a hacerlo todos los días del año", concluyó.

LA OPOSICIÓN CRITICA LA "GUERRA DE CIFRAS"

Jesús Ramón Ramos Chinea (Grupo mixto) ha subrayado que "por mucho" que se camuflen las cifras, "la verdad es la que es, los canarios siguen sufriendo las listas de espera", indicando que esta "es una de las deficiencias estructurales" de la sanidad canaria, por lo que consideró que quedarse en una "guerra de cifras" es "arañar" el problema.

Para Chinea la principal causa del problema de las listas de espera se enmarcan en que se está concentrando la atención en las áreas "especializadas" y en los hospitales de las ciudades capitalinas, de ahí que abogó por reconducir los recursos y apostar por la atención primaria, ya que afirmó que "el 80 por ciento de ingresos en los hospitales no requiere hospitalización".

Por su parte, el portavoz de Nueva Canarias (NC), Román Rodríguez, aseguró que "no genera más garantía publicar permanentemente las listas de espera" porque hay 183.000 pacientes esperando, por lo que afirmó que "es más relevante" que los pacientes conozcan "un diagnóstico preciso y cuánto tienen que esperar".

Desde Podemos, Juan José Márquez Fandiño acusó al consejero regional de Sanidad de que Canarias "avanza en la privatización de la sanidad pública" y muestra de ello, dijo, es "el servicio de medicina nuclear del Hospital de Gran Canaria Dr. Negrín; algo inconcebible". Por ello, le preguntó "¿Quién decide qué se deriva a la sanidad privada y por qué?".

Además, añadió, que las listas de espera "son un síntoma de una degradación de un servicio público" debido a que "no se está dando respuesta a los cambios demográficos de Canarias".

Por su parte, desde el PP, Zacarías Gómez le pidió a Baltar "dar algo de luz" a las listas de espera que, matizó, "no puede ser igual que las urgencias".

PSOE ACUSA A BALTAR DE "FALTA DE AUTOCRÍTICA"

Asimismo, el socialista Iñaki Lavandera (PSOE) acusó al consejero de Sanidad de "falta de autocrítica" y de no tener el "diagnóstico" del problema, así como de mentir porque aseguro que la espera de los pacientes en listas ha aumentado, "números, números y solo números", le reprochó Lavandera a Baltar añadiendo que "no publican" todos los datos.

El diputado socialista también criticó que el programa para bajar las listas de espera es "realmente" un programa de concierto con la sanidad privada, todo ello a pesar de "no poner a pleno rendimiento" la sanidad pública porque le acusó de negarse "a reconocer la sanidad pública".

Finalmente, la diputada Elena Luis Domínguez (CC) acusó a la oposición de hacer una "escenificación" sobre la situación de las listas de espera, al tiempo que aplaudió que el plan diseñado por Sanidad "es el correcto y empieza a dar resultados".