Los agentes fueron alertados en la tarde del lunes por vecinos de la calle El Encinar tras escuchar ruidos extraños, bien de animal o de un niño, que procedían de un contendor de ropa.

Los agentes localizaron a la entidad responsable del contendor y cuando lo abrieron encontraron en su interior dos cachorros recién nacidos de mastín leonés que entregaron a la Asociación Protectora de Animales.

Los agentes se encuentran realizando gestiones para identificar a la persona o personas responsables del abandono de los cachorros.

Consulta aquí más noticias de León.