Elías Bendodo rueda de prensa diputaciónd e málaga
Elías Bendodo rueda de prensa diputaciónd e málaga DIPUTACIÓN DE MÁLAGA

El presidente de la Diputación de Málaga, Elías Bendodo, se ha comprometido públicamente a ceder los terrenos de la institución provincial, situados tras el Hospital Materno Infantil de la capital, para la ubicación del futuro centro hospitalario de 800 camas que la Junta de Andalucía ha anunciado para el año 2024. No obstante, ha realizado cinco planteamientos, a su juicio "perfectamente asumibles", que deben ir aparejados al nuevo proyecto sanitario, entre ellos la construcción de un Centro Hospitalario de Alta Resolución (Chare) en la zona este.

Después de que la consejera de Salud, Marina Álvarez, anunciara este lunes la propuesta de construcción de un hospital en unos terrenos de la Diputación, Bendodo ha considerado que la Junta tendrá que sentarse con ellos y atender una serie de planteamientos, que no exigencias, ha aclarado. A su juicio, son cuestiones "de sentido común".

La primera es que cuanto antes se fije un cronograma "claro" con los pasos a seguir para la construcción, equipamiento y una garantía de financiación presupuestaria. Es más, para Bendodo, el Gobierno andaluz no debería esperar a 2019: "Estamos a principios de 2018 y puede empezar el proyecto este año".

Para el presidente de la Diputación, las obras de este hospital, con un horizonte de seis años, no pueden ser como las del metro de Málaga y eternizarse: "Esta provincia y esta ciudad no se pueden permitir ese lujo". "La Junta nos tiene acostumbrados a que seis años son 12 pero mientras tanto qué", se ha preguntado Bendodo, quien ha añadido que es necesario "un plan de choque urgente e inmediato".

Ha recordado que los propios profesionales sanitarios han considerado que la sanidad pública malagueña "está a punto de colapsar". "Necesitamos un plan que debe aplicarse desde mañana mismo, incluso con nuevos conciertos que deben potenciar la sanidad pública porque ésta no puede esperar al nuevo hospital", ha urgido.

Bendodo ha sostenido que no van a aceptar que se haga "una pequeña actuación en el centro de salud de El Palo", en la zona este de la capital donde determinados profesionales y entidades consideran que

tiene demanda suficiente para un nuevo centro hospitalario, similar al Chare del Guadalhorce, ha apostillado.

"Sí, es irrenuncible", ha dicho, no obstante, ha considerado que no será motivo para no ceder los terrenos tras el Materno Infantil porque se ha mostrado convencido de que la Junta de Andalucía "apostará por potenciar la sanidad en esta zona porque hace falta".

Según ha explicado, ese tercer hospital "y no lo dice el PP o la Diputación, sino profesionales como el Colegio de Médicos, consideran absolutamente imprescindible e importantísimo este centro sanitario". "Cuando nos llame -la Junta de Andalucía- para sentarnos estoy convencido de que se hará, el sentido común debe imperar", incidiendo en que el Ejecutivo autonómico "es consciente de que hay una gran demanda y que hace falta".

CESIÓN DE TERRENOS PARA LA DIPUTACIÓN

La cesión de los terrenos de la Diputación a la Junta de Andalucía debe llevar aparejado lo mismo pero en sentido contrario, es decir, que el Gobierno andaluz proporcione alguna parcela a la institución provincial para ubicar los servicios que se prestan hoy en la misma: la Casa Ronald McDonald, el centro de innovación social La Noria, la antigua guardería provincial y el centro de discapacitados psíquicos Virgen de la Esperanza.

"No son unos terrenos baldíos por lo que la Junta debe buscar, dentro de sus terrenos, para que sigamos prestando esos servicios. Que nos propongan alternativas de suelo", ha sostenido Bendodo, añadiendo que es una parcela "que tiene vida".

"PLENA COLABORACIÓN"

En definitiva, el presidente de la Diputación, que informará al pleno de la institución de este martes sobre la propuesta provincial, ha dado su "voto de confianza" a la Junta y su "plena colaboración". "Vamos a colaborar estrechamente con lo que se nos pida pero hay que hacerlo bien, en el menor plazo posible", ha apostillado.

En su opinión, la Diputación no pide "nada del otro mundo" sino "un calendario, que no se desmantelen los hospitales actuales, que se actúe urgentemente con un plan de choque, que se haga un Chare en la zona este y que nos digan dónde ubicamos lo que hay en los terrenos actuales -donde se prevé el futuro centro sanitario-".

Pese a ese voto de confianza a la consejera de Salud, Marina Álvarez, Bendodo ha recordado que es la tercera titular de esta Consejería que en los últimos diez años promete un hospital en Málaga. "Tenemos un gran concepto de ella como gran profesional de la sanidad que es pero es la tercera vez que un consejero nos anuncia un hospital, en 2007, en 2008 y ahora", ha manifestado.

"La Junta debe ir en serio y que este hospital sea parte de la solución de los problemas de nuestra provincia, la que menos camas por habitante tiene y en la que menos euros se invierte en sanidad", ha fainlizado.

La Junta de Andalucía se ha comprometido, de acuerdo con el informe del grupo de expertos creado al respecto, a la construcción de un hospital de 800 camas detrás del Materno Infantil de la capital, previéndose licitar las obras en 2019 y, a partir de ahí, cinco años de ejecución.

Sobre un centro hospitalario en la zona este, tal y como demandan determinados colectivos, entre ellos también la Diputación de Málaga, la consejera expuso que no se prevé un Centro Hospitalario de Alta Resolución (Chare) sino mejorar el centro de salud de El Palo potenciando las urgencias, incluyendo especialidades y pruebas diagnósticas.

Consulta aquí más noticias de Málaga.