Según ha recordado en un comunicado, en el partido disputado por el equipo Haundi en Idiazabal, el árbitro Manuel Sarrión González prohibió a los jugadores hablar en euskera, lo que ha creado "cierto malestar tanto entre los dos clubs como entre la afición en general".

"No se trata de la primera vez en la que este árbitro muestra tal actitud, de modo que el Ayuntamiento de Elgoibar desea mostrar su apoyo y solidarizarse con las personas implicadas en el suceso, así como mostrar su más absoluto rechazo ante tales situaciones", ha manifestado.

El Consistorio ha destacado que el CD Elgoibar "demuestra un gran compromiso y una actitud clara respecto al euskera y realiza un gran esfuerzo por fomentar su uso". Muestra de ello es la colaboración con la asociación Elgoibarko Izarra y el Departamento de Euskera del Ayuntamiento.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.