en el municipio de La Orotava (Tenerife) ha pasado este sábado a disposición judicial, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC).

Las mismas fuentes han explicado que el varón está siendo explorado por un forense ya que no parece estar en condiciones de declarar por su estado mental.

Por este motivo, se está valorando la posibilidad de prorrogar su detención enviándolo a una unidad de salud mental a la espera de que pueda ser interrogado cuando esté más calmado.

Finalmente, la presunta víctima sí puede declarar después de que ayer tuviera que ser hospitalizada y se prevé que lo haga en la mañana de este sábado.