Iñigo de la Serna y Miguel Ángel Revilla
Iñigo de la Serna y Miguel Ángel Revilla EUROPA PRESS

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha aclarado que su departamento no va a elaborar ni diseñar ningún Plan Estratégico para Cantabria; ha acusa al presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, de mentir sobre ello, y ha tildado de "infantil pataleta" sus críticas tras la reunión mantenida con el presidente de la patronal cántabra, Lorenzo Vidal de la Peña.

Así se ha pronunciado De la Serna, en un comunicado, después de que tanto Revilla (PRC) como la vicepresidenta regional, Eva Díaz Tezanos (PSOE) hayan criticado este viernes, la colaboración del Ministerio con el Plan Estratégico para Cantabria que va a elaborar la CEOE, calificándola de "deslealtad" e "injerencia" en las competencias del Gobierno regional.

A la vista de esta reacción del Gobierno de Cantabria, De la Serna ha asegurado que Revilla "miente" cuando afirma que Fomento va a elaborar o diseñar un Plan Estratégico para Cantabria.

"En ningún caso el Ministerio se ha planteado ni planteará la elaboración de un plan de estas características", ha aclarado De la Serna, que ha explicado que, en la reunión con Vidal de la Peña, se ha "ceñido exclusivamente" a trasladar, en el marco de un proceso que ha abierto la propia organización empresarial, la "voluntad de poder informarle de cuáles son las principales infraestructuras del Estado en Cantabria, del ritmo de ejecución y a escuchar las necesidades del sector".

Así, ha insistido en que se trata "de una muestra más" de la "colaboración" del Ministerio con el sector empresarial" y ha señalado que es algo viene haciendo "con otras muchas organizaciones empresariales de otras comunidades autónomas" porque lo considera "fundamental" para que las empresas con implantación regional "conozcan de primera mano la marcha de los proyectos del Ministerio en sus territorios y las nuevas iniciativas previstas".

Además, ha defendido que esto contribuye también a que el Ministerio esté "al tanto" de las demandas de este sector, lo cual, a su juicio, "redundará en beneficio de la economía y, por ende, del desarrollo de las comunidades autónomas".

"Esto lo viene haciendo el Ministerio de Fomento de manera habitual y permanente en todas las comunidades autónomas, sin que haya sido en ningún caso motivo de queja por parte de las Administraciones, sino que, al contrario, ha sido aplaudido por la voluntad de compartir con la sociedad civil las obras que dependen del Gobierno de España", ha afirmado.

Concretamente, ha detallado que en los últimos meses, ha mantenido reuniones con organizaciones empresariales de Bilbao, Vitoria, Almería, Sevilla, Murcia, Valencia y Granada, entre algunos ejemplos.

CRÍTICAS A REVILLA

Al margen de esta aclaración y tras la reacción de Revilla, De la Serna cree que el presidente regional "pretende prohibir el contacto del Gobierno de España con la sociedad civil cántabra".

Por ello, el ministro y exalcalde de Santander ha recordado que en la actualidad en España hay un sistema democrático en el que "el Gobierno no solo puede, sino que tiene la obligación de dialogar" con los representantes e instituciones económicas y sociales del país.

El ministro ha insistido, "en contra de las falsas afirmaciones del señor Revilla, que "en ningún caso" Fomento va a opinar sobre iniciativas y decisiones o sobre actuaciones que quiera desarrollar el Gobierno de Cantabria u otras Administraciones y empresas "por lealtad institucional y respeto a las competencias de cada Administración".

De la Serna ha opinado que esta forma de proceder del Ministerio es "exactamente todo lo contrario" de la "deslealtad manifiesta y permanente" que, a su juicio, muestra Revilla con el Gobierno de España cuando "acostumbra a insultar" a los representantes del Ejecutivo central en los medios de comunicación.

Así, el ministro ha criticado que es "práctica habitual" de Revilla el centrar su discurso político en las infraestructuras del Gobierno de España, de las que "no tiene competencia".

"Ejemplos hay muchos: quiere decidir unilateralmente qué es lo que hay que hacer con el túnel de La Engaña; cómo tiene que ser la conexión Santander-Bilbao por ferrocarril, presentando un proyecto que ha sido solicitado reiteradamente y negándose a entregarlo al Gobierno; cómo constituir una mesa de ferrocarril para decidir sobre las infraestructuras ferroviarias en Cantabria; o dónde han de colocarse las terminales ferroviarias o las instalaciones portuarias, todas infraestructuras del Estado, cuya competencia reside en el Gobierno de España", ha aseverado De la Serna.

Para el ministro, con esta "permanente deslealtad institucional" Revilla "pretende tapar una realidad fácilmente constatable por cualquiera: el Gobierno de Cantabria no tiene una sola infraestructura en marcha, ni un proyecto previsto en la región".

"Está claro que bajo esta infantil pataleta subyace el deseo de rechazar la ayuda del Gobierno de España para el desarrollo económico de Cantabria, que, por otra parte, es nuestra obligación, a través del histórico impulso de las infraestructuras en la región", ha señalado.

Para De la Serna resulta "evidente" que Revilla -"a diferencia" de lo que ocurre con el resto de comunidades de España- "prefiere" que el Ministerio no ejecute las infraestructuras que tiene en marcha, y que van a suponer "progreso económico y empleo", para "intentar mantener" el discurso del "España nos roba" que, según el ministro, es el "único proyecto político" del presidente cántabro.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.