El Consejo de Administración del Puerto Deportivo de Marbella (Málaga) ha aprobado este viernes, por primera vez, unas bases que regirán el procedimiento para la ocupación y explotación de siete quioscos de venta de productos y otros servicios náuticos en el Puerto Deportivo Virgen del Carmen.

El vicepresidente de la sociedad, Manuel Cardeña, ha asegurado que "hemos hecho un esfuerzo importante para regularizar una situación de alegalidad de las concesiones que se otorgaban durante la etapa del PSOE e IU sin ningún tipo de procedimiento".

Las bases contemplan dos quioscos para helados, uno para la promoción y el alquiler de bicicletas, otro para la venta de bordados y 'souvenirs', uno más para la venta de tiquetes, otro para la ocupación de la marina seca cubierta para invernaje y un último para el varadero cubierto como almacenaje de artefactos flotantes.

Además, establece que el objeto del contrato "es la autorización de ocupación y explotación durante el plazo de un año, prorrogable ejercicio tras ejercicio hasta un total de tres años", han informado desde el Ayuntamiento en un comunicado.

En otro orden de asuntos, el Consejo de Administración celebrado este viernes en el Puerto Deportivo ha aprobado los presupuestos para 2018 así como la reanudación del proceso de negociación para un nuevo convenio colectivo de la sociedad.

Asimismo, se ha acordado la elección del nuevo director y se ha informado sobre el protocolo de intenciones para el acuerdo de colaboración con el Centro de Atención a la Diversidad Infantil (CADI) de cara a la realización de actividades en el recinto náutico.

CRÍTICAS DE PSOE E IU

En este sentido, el concejal portavoz del grupo municipal socialista José Bernal, ha anunciado que el PSOE estudia tomar medidas legales, incluso no se descartan penales, contra el proceso "fraudulento" de elección del director del recinto, puesto que "ha recaído en Javier Mejías, secretario de Transparencia del PP de Marbella".

En su opinión, el proceso se ha realizado "por la puerta de atrás, llevando a cabo un proceso selectivo fraudulento para colocar con un sueldo millonario a un cargo político del PP que se quedó fuera de los cargos de confianza", ha apuntado a través de un comunicado.

El edil ha señalado que hasta ahora el mérito conocido de Mejías "es venir a gritar a los plenos". "Nosotros no vamos a permitir ni una más. El PP ha vuelto para arrasar en el año y medio todo lo que puedan, colocando a todo el que puedan y privatizando todo lo que puedan", ha indicado; mientras que "la ciudad está cada vez más abandonada y sin atender a los barrios", ha lamentado.

Además, ha recordado que la alcaldesa, Ángeles Muñoz, "está investigada en el Juzgado número 3 por contratos fraudulentos por enchufar sin proceso selectivo a más de una docena de afines del PP, lo que nos cuesta medio millón de euros al año, y ahora lo ha vuelto a hacer".

En el Consejo de Administración han solicitado "todo el expediente completo para la contratación, y no se ha aportado", criticando que en el proceso "no hay ni baremación, ni puntuación, y el resto de seleccionados todavía están esperando que se les llame para llevar a cabo una supuesta entrevista que debía hacerse".

En opinión de Bernal, este proceso "incumple los principios de igualdad, mérito y capacidad, y hasta donde sabemos, el candidato propuesto es el que peor currículum tiene de todos los aspirantes", apuntando que "han dejado fuera a dos ingenieros de Puertos y a un tercero que tiene título acreditativo similar de la Junta de Andalucía".

Además, ha cuestionado que el tribunal que seleccionó a este aspirante se encontraba conformado "por tres personas, dos de ellos concejales del PP en el Ayuntamiento de Marbella: Manuel Cardeña y Baldomero León", considerando que esto "incumple el Estatuto Básico del Empleado Público".

Por su parte, desde Izquierda Unida han criticado el "nuevo caso de enchufismo en una sociedad municipal dependiente del Ayuntamiento de Marbella impulsado por la alcaldesa del PP, Ángeles Muñoz, tras la designación de uno de los miembros de la ejecutiva local del PP como director del Puerto Deportivo en un proceso salpicado de polémica, sin garantías y entre la más absoluta opacidad".

El concejal portavoz municipal de IU, Miguel Díaz, ha informado de que el PP ha aprobado el nombramiento "sin facilitar ninguna de las actas con las puntuaciones obtenidas por las distintas personas que optaban a la plaza y sin aportar ningún elemento objetivo que justifique la contratación del dirigente del PP local".

Díaz ha considerado "muy grave" que Muñoz "en escasos cinco meses de mandato tras la moción/traición, vuelva a la senda del enchufismo, todo ello a pesar de la investigación judicial en marcha contra ella existente por la contratación en fraude de más de una decenas de altos cargos en las empresas municipales durante su anterior mandato".

Además, en un comunicado, ha indicado que también han solicitado en el Consejo de Administración "acceso a todas las actas y el expediente completo del proceso de contratación del director", apuntando que otro elemento "es que OSP, el socio de gobierno del PP, no ha votado a favor del acuerdo, ha optado por ponerse de perfil con una abstención cómplice pero, a la vez, muy reveladora".

CONTESTACIÓN DEL EQUIPO DE GOBIERNO

Ante estas manifestaciones, desde el equipo de gobierno han lamentado que el PSOE e IU "critiquen la selección legal del director del Puerto Deportivo cuando ellos en su día no llevaron a cabo ningún procedimiento y eligieron a dedo al responsable del recinto náutico, por medio de un decreto del entonces alcalde José Bernal".

El concejal de Puertos, Manuel Cardeña, ha destacado que "por primera vez se ha llevado a cabo un proceso de elección, ajustado a derecho y cuyas bases se han cumplido de forma rigurosa, pero parece que a los socialistas y a la coalición de izquierdas les molesta que se cumpla la legalidad y prefieren hacer las cosas de otra manera".

"Ni el PSOE ni IU están legitimados para hablar de enchufismo, mucho menos en este caso, en el que el anterior director del Puerto Deportivo fue designado de manera directa por Bernal, con la connivencia de IU, sin ningún proceso de selección", ha señalado el edil, quien ha censurado "la doble moral del exalcalde, que colocó en su día a una persona a dedo y ahora critica que se cumpla la ley".

Cardeña ha recordado que las bases del proceso de selección, "contra las que nadie presentó ningún tipo de impugnación", establecían la libre designación entre aquellos candidatos que cumplían los diferentes requisitos fijados para optar al puesto. "En la época de PSOE e IU el único requisito era ser amigo de Bernal", ha añadido.

Consulta aquí más noticias de Málaga.