Comienza la sustitución del arbolado de Montelar.
Comienza la sustitución del arbolado de Montelar. SAN JUAN

El Grupo de concejales de San Juan Puede en el Ayuntamiento de San Juan de Aznalfarache (Sevilla) ha criticado de nuevo la tala de unos 50 ejemplares de grevillea en el barrio residencial de Montelar, advirtiendo de que un informe elaborado por un profesor de la Universidad Hispalense defiende la citada especie y su papel en la

"mitigación del cambio climático", toda vez que dicho profesor estaba conectado a Podemos al menos hasta 2015.

En concreto, el Ayuntamiento de San Juan ha emprendido la tala de unos 50 ejemplares de grevillea en las calles Clara Campoamor, Gabriela Mistral, Clara Zetkin y en la avenida de Mairena, al objeto de sustituir estos árboles de gran porte por naranjos. Para la sustitución de estos árboles por otros de menor tamaño y sombra, el Consistorio argumenta que las raíces de las grevilleas estaban deteriorando el acerado y había riesgos de desprendimiento de ramas.

"Con la actuación se mejorará el mantenimiento de estas vías públicas que están sufriendo daños constantemente debido a la presión de las raíces de estos árboles de gran porte. Por otra parte, las ramas se extendían hasta las viviendas cercanas y de esta manera se eliminarán riesgos ante posibles desprendimientos, al ser los naranjos una especie de menor tamaño", esgrime el Ayuntamiento.

No obstante, la medida ha despertado no pocas voces contrarias, como la de San Juan Puede, que ha reclamado paralizar esta "tala inmisericorde", avisando de "numerosas críticas y el aumento del malestar ciudadano", que se ha traducido ya en enfrentamientos verbales entre algunos vecinos y los operarios movilizados para talar los árboles.

SAN JUAN PUEDE ESGRIME UN INFORME

Y mientras el alcalde de San Juan, Fernando Zamora, defiende que la tala responde a una petición de la asociación de vecinos de la zona y tiene "todos los parabienes" técnicos y administrativos, pues las grevilleas no son una especie protegida, San Juan Puede ha esgrimido este viernes un informe emitido al respecto por el profesor de Ecología de la Universidad de Sevilla Jesús Castillo, otrora miembro del consejo de Podemos en Sevilla.

En su informe, recogido por Europa Press, Castillo avisa de que el arbolado objeto de la tala "funciona como un sumidero de carbono, favoreciendo activamente la mitigación del cambio climático", combate la "contaminación acústica" y supone un activo para la "mejora ambiental del medio ambiente atmosférico urbano, así como para la calidad de vida y la salud del vecindario".

"La copa alargada de las grevilleas ofrece sombra, tanto a los viandantes como a las viviendas cercanas. Este sombreado es especialmente interesante durante el verano", expone Jesús Castillo en su informe.

"La sustitución de los árboles actuales por ejemplares de menor porte no cubriría todos los servicios de los ecosistemas urbanos o se desarrollarían en menor intensidad; especialmente durante los primeros años tras la plantación de nuevos árboles con copas poco desarrolladas, como aquellos procedentes de viveros comerciales. Así, se estarían perdiendo o reduciendo servicios de los ecosistemas en la zona, que tardarían años en recuperarse y algunos, posiblemente, no se recuperarían plenamente a pesar de la maduración de un nuevo arbolado de menor porte", razona este profesor de la US conectado con Podemos.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.