Según fuentes de la Comandancia de Salamanca, el vehículo fue sustraído el día 6 de febrero por dos varones de 27 y 24 años en la ciudad de Salamanca, junto a otro de marca Opel, y los utilizaron para robar en distintos establecimientos y viviendas de La Fuente de San Esteban, Buenamadre, Cubo de Don Sancho y Santa Olalla.

La actuación policial permitió que, sobre las 08.00 horas de ese mismo día, los agentes localizaran el vehículo Opel y a los supuestos autores de los hechos en la localidad de La Fuente de San Esteban, por los que procedieron a su detención y al traslado al Puesto de la Guardia Civil de Vitigudino.

En cuanto al segundo coche, el Ford Escort, la Guardia Civil lo localizó esa misma tarde en el borde del cauce del rió Huebra y en el paraje conocido como 'la Poza de Buenamadre', perteneciente al término municipal de

Buenamadre.

Según han determinado los agentes, el coche fue despeñado por los detenidos con el objeto de "hundirlo en sus aguas", aunque no consiguieron su propósito de ocultarlo de la vista.

Las investigaciones también han permitido localizar los efectos sustraídos en los robos perpetrados, que se encontraban ocultos un local del término municipal de Pelarrodriguez. Allé, entre los objetos recuperados, había una caja registradora, una caja de caudales, un teléfono público, dos televisores de plasma, una minimoto, una maquina de soldadura, dos radiales grandes, dos taladros, un maletín de herramientas, dos sopletes, 150 euros en monedas y otras herramientas.

Consulta aquí más noticias de Salamanca.