El Boletín Oficial del Estado (BOE) de este jueves ha publicado la aprobación provisional, para su sometimiento a información pública, del proyecto de este tramo, de 5,6 kilómetros de longitud, que tiene como objetivo aliviar los problemas generados actualmente por el tráfico presente en la localidad de Monasterio de Rodilla y desviar gran parte del tráfico pesado de forma que no atraviese dicha población.

El proyecto tiene un presupuesto de 44,42 millones de euros y se contempla la ejecución de ocho estructuras, entre ellas cinco viaductos. El tramo discurre con dirección de oeste a este por los términos municipales de Monasterio de Rodilla, Santa María del Invierno, Santa Olalla de Bureba y Quintanavides.

Al inicio de la variante se proyecta un semienlace de acceso a Monasterio que asegura los movimientos Burgos-Monasterio de Rodilla y Monasterio de Rodilla-Burgos.

En el punto kilométrico 3,750, se proyecta otro enlace entre la variante y la carretera BU-702.

Además, para mejorar el acceso este a Monasterio de Rodilla se proyecta actuar en la conexión entre la BU-702 y la actual N-I mediante unos ramales de trazado más favorable que mejoran la seguridad.

Toda la información sobre el proyecto se puede obtener en la página web del Ministerio de Fomento (http://mfom.es/participacion-publica).

Consulta aquí más noticias de Valladolid.