Giralda de Sevilla
Giralda de Sevilla EUROPA PRESS

Esta actuación se enmarca en el proyecto promovido por el Cabildo catedralicio, para la limpieza y consolidación de las superficies de todas las fachadas de la Giralda, el icónico alminar almohade rematado por un cuerpo de campanas de época renacentista que corona la Catedral hispalense, declarada Patrimonio de la Humanidad en 1987.

En ese sentido, este pasado verano de 2017 arrancaban las obras correspondientes a la primera fase de esta iniciativa, centradas en la cara oeste de la torre. Con un presupuesto de 339.168 euros, tales trabajos se han centrado en actuaciones ante los desperfectos detectados en los fustes o la presencia de biocostra o elementos vegetales que en muchos casos enraízan en el elemento constructivo, así como ante las situaciones de pérdida en los recubrimientos o de materiales.

Respecto a dicha actuación, la Comisión Provincial de Patrimonio ha analizado este miércoles un documento entregado por la dirección facultativa de las obras, con sus primeras conclusiones de la intervención acometida, pendiente del desmantelamiento de los andamios. El documento, según la Consejería de Cultura, antecede a la memoria final de la intervención e incide sobre distintos aspectos cuyo resultado "puede haberse separado de aquellos que eran los esperados", como pueden ser la tonalidad general, los elementos metálicos y pétreos, el tratamiento de la decoración de los huecos del paño de tsebka y el friso de arquillos.

Se trata, en definitiva de un "adelanto" sobre las conclusiones extraídas de la intervención, que se recogerán de forma completa y exhaustiva en la obligada memoria final de la actuación.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.