Medina y Borrego en la rueda de prensa
Medina y Borrego en la rueda de prensa CCOO

Así lo ha anunciado este miércoles en rueda de prensa la secretaria General de CCOO-Córdoba, Marina Borrego, después de que "el delegado de Asuntos Sociales del Ayuntamiento, Juan Hidalgo (IU), y el secretario del Ayuntamiento, Valeriano Lavela", hayan considerado que "la secretaria general de Construcción y Servicios de CCOO-Córdoba, Isabel Medina, no era representativa para estar en la comisión y que en su lugar debía comparecer una delegada del sindicato de la Sección Sindical".

Sin embargo, el sindicato entiende que "las secciones sindicales son una prolongación del sindicato, cuya máxima representación está en la figura de la Secretaria General, a nivel territorial, y en Medina, en este caso, a nivel sectorial". Por ello, el sindicato recurrirá "la decisión del Pleno de expulsar a CCOO de dicha comisión, mientras que sindicatos que ni siquiera tenían representación en la empresa si están representados" en la Comisión.

Por otra parte, ha criticado la gestión municipal del servicio de ayuda a domicilio y ha denunciado públicamente "la precariedad laboral a la que se ven avocadas las trabajadoras a causa de esta mala gestión".

En este sentido, la secretaria general de Construcción y Servicios de CCOO-Córdoba, Isabel Medina, ha señalado que "desde junio el Ayuntamiento está abonando un 30 por ciento más por este servicio a la empresa Clece, que ya renunció al mismo al término de su contrato pero que sigue prestándolo en tanto se licita de nuevo el servicio".

Para CCOO, este es solo "un ejemplo más de la mala gestión que hace la Delegación de Asuntos Sociales de este servicio". El principal problema, según ha explicado Medina, "es que el servicio se está prestando al gusto del usuario y de los familiares y no en función de las necesidades del usuario".

De esta forma, según ha destacado, "el 68 por ciento del servicio se presta entre las 8,00 y las 13,00 horas, y muchas veces las trabajadoras ni siquiera realizan las funciones que tienen asignadas en la orden de trabajo, sino que tienen que hacer otras tareas a petición de los familiares, y si se niega a limpiar, el usuario puede poner una queja, con lo que ya tiene malos informes en la empresa, ya Asuntos Sociales no la quiere, ya se pide el cambio de auxiliar y puede perder su puesto de trabajo, aparte de que es la palabra de la trabajadora contra la del usuario".

Esta situación, según ha dicho Medina, "provoca, no solo una precarización del, sino que un servicio que se venía prestando con unas 800 trabajadoras necesite en la actualidad unas 1.200, muchas de ellas con contratos de ocho horas semanales, con lo que apenas ganan 160-170 euros al mes".

En opinión de la dirigente sindical, "no hay voluntad de que las trabajadoras tengan un trabajo de calidad y un salario digno", porque "si no se abre la franja horaria de prestación del servicio, las auxiliares de Ayuda a Domicilio están condenadas a la precariedad".

CCOO considera que se puede hacer una mejor organización del servicio, "lo que permitiría que las trabajadoras con menos horas pudieran ampliar sus contratos", al tiempo que ha reclamado el sindicato "una equiparación de las condiciones laborales entre las trabajadoras que atienden la concertada, es decir, la atención de emergencia, y las que trabajan en el marco de la dependencia, que tienen peores condiciones laborales".

Sin embargo, para el sindicato, "con las condiciones establecidas en el pliego de condiciones para la adjudicación del servicio, la empresa que resulte adjudicataria va a aplicar el artículo 41.2 del Estatuto de los Trabajadores, que, por causas organizativas y objetivas, puede hacer una reducción de jornada, es decir, modificar las condiciones laborales de las trabajadoras, porque si seguimos en esa tónica de hacer la mayor parte del trabajo en la misma franja horaria no va a poder cumplir ni con las trabajadoras que tienen jornada completa".

Por último, las responsables sindicales han insistido en que CCOO "va a apostar siempre por la municipalización del servicio", a pesar de que "los informes que están ahora mismo encima de la mesa no son favorables para esta municipalización", pues el sindicato seguirá defendiendo "que estos servicios sociales se tienen que prestar desde lo público, y lo público es lo que puede dar un buen servicio", según ha apostillado Borrego, quien ha afirmado que "hay formas de revertir este servicio a lo público" y que "esta Comisión no está actuando de la forma más correcta".

Consulta aquí más noticias de Córdoba.