José Hila en Junta de Portavoces
José Hila en Junta de Portavoces AYUNTAMIENTO DE PALMA

La junta de gobierno del Ayuntamiento de Palma ha aprobado este miércoles el inicio de la licitación de las obras del canódromo para destinarlo a parque urbano y la previsión es que las obras puedan comenzar a principios de verano.

El presupuesto es de 1.175.459 euros, que provienen de la Ley de Capitalidad y la previsión es que las obras puedan comenzar al principio del verano.

El concejal de Modelo de Ciudad, Urbanismo y Vivienda Digna, José Hila, ha destacado que el objetivo del proyecto es "caminar hacia una ciudad más sostenible que tenga más en cuenta a las personas".

Las empresas tendrán 26 días para presentar ofertas una vez que se publique en el Boletín Oficial de las Islas Baleares. Después, el expediente se resolverá y se adjudicará de forma definitiva en un periodo de unos dos meses.

ACTUACIONES

La parcela del canódromo tiene más de 16.102 metros cuadrados en los que se plantarán unos 290 árboles mediterráneos, que permitirán crear un gran bosque urbano en la zona. También se dotará al espacio de iluminación, riego y mobiliario urbano

"El bosque urbano permitirá mitigar la temperatura en la zona y trabajar para disminuir la contaminación", ha indicado Hila, quien ha precisado que el ámbito será cien por cien permeable y se utilizará agua regenerada para favorecer el crecimiento de los árboles.

Además, el proyecto establece recorridos para que los peatones puedan pasear y descansar, se eliminarán las barreras arquitectónicas para hacer un parque accesible a todo el mundo y se mejorará la conexión con las calles de los alrededores.

SON BANYA

Otro de los acuerdos de la junta de gobierno ha sido la aprobación del proyecto de ejecución de obras de demolición de edificaciones en Son Banya para, llegado el momento, poder llevar a cabo el desalojo del poblado. El presupuesto es de 495.756 euros.

"Afecta a 46 viviendas y recoge desde la demolición hasta el tratamiento del amianto y nuestra intención es que el 17 y 18 de abril se pueda poner en marcha el desalojo", según ha explicado Hila.

CAMP REDÓ

Por otra parte, se ha dado el visto bueno al proyecto para adecuar siete viviendas sociales que pertenecen al Patronat Riba y que se encuentran en Camp Redó.

Las obras a ejecutar consisten en la renovación completa de los acabados, las instalaciones y las carpinterías. El presupuesto que se destina es de casi 185.000 euros.