La Guardia Municipal había recibido hasta este pasado martes, tal y como informaba el concejal de Seguridad Ciudadana y Protección Civil de San Sebastián, Martin Ibabe, nueve denuncias, aunque se esperaba que se presentaran al menos otras dos, a las que se suman otras "ya prescritas".

La investigación fue iniciada de oficio por el Ayuntamiento donostiarra a partir de informaciones aparecidas en redes sociales sobre presuntos abusos sexuales por parte de un tatuador de la ciudad a mujeres.

A partir de entonces se recabó información y, "gracias a la colaboración ciudadana que ha sido muy efectiva", ya se habían registrado nueve denuncias, varias de ellas "previsibles y tipificadas como varios delitos penales", por lo que se procedió a la detención del tatuador presuntamente autor de estos hechos.

Consulta aquí más noticias de Guipúzcoa.