El consejero de Salud de Navarra,Fernando Domínguez Cunchillos
El consejero de Salud de Navarra,Fernando Domínguez Cunchillos EUROPA PRESS

Así lo ha manifestado el consejero de Salud del Gobierno de Navarra, Fernando Domínguez, en una comparecencia en el Parlamento de Navarra a petición del cuatripartito.

El consejero ha señalado que "la mejora es evidente pero hay que seguir avanzando, nunca estaremos satisfechos mientras haya miles de pacientes esperando".

Domínguez ha explicado que el Servicio Navarro de Salud se había marcado para 2017 el objetivo de alcanzar una lista de espera menor a 35.000 personas, cifra que finalmente ha quedado en 34.234.

Esta disminución ha ido acompañada también de un descenso de la actividad del 1,33 por ciento, contabilizándose un total de 289.000 primeras consultas. El descenso en la lista de espera se explica porque la actividad realizada en 2017 (289.000) ha sido superior a la demanda (283.000). Además, la demora media prospectiva ha pasado de 47 días en 2016 a 42 días en 2017.

Por centros, en el Complejo Hospitalario de Navarra, el número de personas en lista de espera es de 29.393, 4.255 menos que el 1 de enero de 2017, es decir, una disminución del 12,65%.

En el Hospital Reina Sofía de Tudela, había en espera 3.128 personas, 754 menos, un descenso del 19,42 por ciento, y en el Hospital García Orcoyen de Estella se contabilizaban en la lista de espera 2.306 personas, 593 menos, una disminución del 25,7 por ciento.

En la red de Salud Mental había el 31 de diciembre 726 personas en espera, 114 personas más, lo que supone un aumento del 18,63 por ciento.

Para 2018, el Servicio Navarro de Salud se ha marcado el objetivo de situar el número de pacientes en espera para primeras consultas por debajo de 30.000 en toda la red.

DESCENSO EN LISTA DE ESPERA QUIRÚRGICA

En cuanto a la lista de espera quirúrgica, se contabilizaban el 31 de diciembre 7.643 personas en espera, 1.331 menos que el 1 de enero, un descenso del 14,8 por ciento. El objetivo del SNS era un máximo de 8.500 personas en espera al finalizar el año, por lo que "no solo hemos cumplido el objetivo sino que lo hemos mejorado", ha señalado el consejero.

En cuanto al cumplimiento de los plazos previstos en la ley foral de garantías de asistencia sanitaria, Fernando Domínguez ha apuntado que en 2016 un 16,2 por ciento de las personas en espera estaban fuera de los plazos de la ley, mientras que esta cifra se ha reducido al 7,7 por ciento en 2017.

El consejero ha afirmado que el Servicio Navarro de Salud ha cerrado 2017 con 10.200 pacientes menos en lista de espera que hace un año: 5.602 menos en primeras consultas, 1.331 menos en lista de espera quirúrgica y 3.274 menos en pruebas complementarias. "Se trata del mejor cierre de año en primeras consultas desde 2011, el mejor cierre de año en lista de espera quirúrgica desde 2010, y el mejor cierre en pruebas complementarias desde 2012", ha asegurado.

Consulta aquí más noticias de Navarra.