Un total de 1.096 alumnos de 22 centros educativos de Cantabria no han podido acudir a clase este miércoles por el temporal que azota la región desde la pasada semana, con importantes nevadas que afectan a las carreteras por las que han de discurrir los autobuses de transporte escolar y que han impedido abrir cinco centros.

Según los datos aportados por la Consejería de Educación del Gobierno regional, dos centros de Soba, el Jerónimo P.S. de la Maza y la Escuela de Hogar, no han podido impartir enseñanza, afectando a 52 alumnos del primero.

También han permanecido cerrados el Valle de Polaciones, en Polaciones, con siete alumnos afectados; el San Andrés de Luena, en Luena, con 14 alumnos que no han podido acudir; y el colegio público Bielva, en esta localidad, con ocho estudiantes afectados.

A los colegios cerrados por la nieve se suma el Rodríguez de Celis, en Paracuelles, que ha estado abierto pero sin transporte, lo que ha perjudicado a 41 alumnos.

Con todo, la mayoría de alumnos afectados lo han sido por el cierre de algunas de las rutas de transporte escolar, especialmente en Reinosa, con 417 (329 del IES Montesclaros y 88 del Alto Ebro), y en Potes, donde 274 escolares se han quedado sin colegio (44 del IES Jesús de Monasterio y 230 del Concepción Arenal).

Otras rutas de transporte escolar no han funcionado en su totalidad en los municipios de Selaya (63), Arenas de Iguña (45 afectados), Castañeda (9), Corvera de Toranzo (30), Matamorosa (36), Mataporquera (15), Medio Cudeyo (6), Polientes (9), Puentenansa (17) y San Pedro del Romeral (10).

Consulta aquí más noticias de Cantabria.