Los hechos se han producido en torno a las 7,00 horas de este martes, cuando en la apertura del colegio han percibido "malos olores", por lo que, ante la posibilidad de que fuera gas, la dirección del centro, los padres de los alumnos y el Consistorio han decidido que los 250 alumnos del centro no acudieran a las clases.

El primer edil ha precisado que se trataba de una avería en la bomba de gasoil ubicada en el exterior del centro. El fallo se habría producido en la madrugada de este martes y en la actualidad ya se encuentra solucionado. Asimismo, Fernández ha explicado que el Ayuntamiento ha puesto este hecho en conocimiento de la Delegación Territorial de Educación así como de la inspección oportuna.

Tras la solución de la avería, Juan José Fernández ha informado de que los alumnos volverán este miércoles al CEIP 'Cruz Blanca'.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.