Miguel Fernández Páez, un alumno invidente vallisoletano de Warwick House, ha sido seleccionado como finalista para los premios de la Federación Española de Centros de Enseñanza de Idiomas (FECEI) Top 2018 por el Bien del Sector, cuya gala tendrá lugar el próximo viernes 9 de febrero en Madrid.

La candidatura de Miguel Fernández, presentada por Warwick House y respaldada por la Asociación de Academias de Idiomas de Castilla y León (Aclid), está centrada en el impacto positivo de este alumno invidente en el centro, sus profesores y sus compañeros de clase, consiguiendo además su meta de certificar el nivel C1 en inglés a través del examen Advanced de Cambridge Assessment English.

"El objetivo es que su ejemplo pueda difundirse dentro y fuera del sector", ha señalado la academia en la que ha estudiado el alumno.

Esta categoría de los premios FECEI se dedica a un acto altruista que ayude al propio sector de la enseñanza de idiomas, de manera concreta. Para obtener un premio en esta categoría, la candidatura debe ser nominada por terceros y la propuesta deberá ser secundada por otra persona que también crea en el buen acto de la candidatura.

En este caso, es Warwick House quien nomina a Miguel Fernández Páez, con el respaldo de Fiona Gilbert, presidenta de la asociación ACLID.

En palabras de FECEI, "esta es una categoría ideal a la que nominar a una persona que haya realizado un buen acto y que haya abierto las puertas para otros".

El impacto de Miguel Fernández puede enfocarse en tres grupos: sus profesores; sus compañeros de clase de inglés y el centro, Warwick House. En el primero de los casos, si se tiene en cuenta el mundo eminentemente visual actual y que la enseñanza de idiomas como lengua extranjera se apoya fuertemente en este tipo de recursos para la preparación y desarrollo de las clases, los docentes han tenido como "reto" adaptar su metodología.

COLABORACIÓN DE LA ONCE

Los materiales lectivos, cuya transcripción a braille facilitaba la ONCE, no siempre llegaban a tiempo y esto hacía su labor a priori compleja, ha señalado la academia.

Anna Lawrenson, profesora de Miguel durante dos cursos académicos ha explicado que esta situación especial a menudo requería adaptación, ajustes y un incremento de creatividad tanto en la preparación como en el desarrollo de las clases, lo que la permitió pensar de manera innovadora.

En cuanto a los compañeros, aunque inicialmente se sorprendieron por su presencia, se adaptaron y le ayudaron a poder aprovechar al máximo las clases. En ocasiones los alumnos se turnaban para sentarse con él y ayudarle con explicaciones de imágenes o de textos, beneficiándoles también a ellos en su propio desarrollo del idioma.

El impacto en Warwick House Miguel Fernández ha servido para demostrar a la academia -y al sector en general- que el aprendizaje de un idioma puede ser accesible para todo aquel que tenga la voluntad de aprender, más allá de las limitaciones físicas. "Solo es necesario contar con un ambiente favorable donde todos colaboren de manera positiva", han apuntado las mismas fuentes.

El éxito de Miguel se mide, no solo en su capacidad de adaptarse a un entorno en el que él era, en sus propias palabras, 'diferente', sino en la consecución de sus objetivos educativos como es el aprendizaje del idioma y su certificación, lo que logró a través de la superación de la prueba C1 Advanced de Cambridge English, en un examen adaptado en braille y contando con una ampliación de cien por cien de tiempo, dada la dificultad de manejo de los materiales del examen para una persona invidente.

Miguel Fernández superó el examen, que evalúa el conocimiento de inglés en las cuatro destrezas: Reading (lectura), Writing (escritura), Listening (escucha) y Speaking (habla).

La candidatura de Miguel Fernández al Premio FECEI por el Bien del Sector tiene como finalidad dar visibilidad a su caso, como ejemplo de cómo una persona ciega, a través del respeto, madurez, tesón, y contando con el apoyo necesario como los materiales transcritos por la ONCE; profesores dispuestos a asumir el reto y compañeros de clase generosos, puede conseguir objetivos ambiciosos. "Es un ejemplo para aquellos que como él, no pueden ver", han señalado.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.