Recursos de la cadena Burger King
Uno de los restaurantes de la cadena Burger King EUROPA PRESS

Burger King España ha formalizado su alianza con Cruz Roja Española con la firma de un convenio de empleabilidad con el que buscan fomentar el empleo entre colectivos más vulnerables a través de la formación para que puedan trabajar "en distintas áreas de negocio y desempeñar cualquier puesto, desde directivo a repartidor", como han explicado tanto el director general de la compañía, Borja Hernández de Alba, como el coordinador del área de Intervención Social y Empleo de Cruz Roja, David de Miguel.

El director general de Burger King ha señalado que, gracias a este proyecto -que lleva por lema Programa King Empleo: enciende tu futuro-, se busca dar "continuidad" a la colaboración que desde 2015 mantienen con Cruz Roja, "que ha permitido hasta la fecha la contratación de un centenar de personas a través de la organización".

En concreto, este programa prevé formar durante 2018 a cerca de 150 personas en riesgo de exclusión adscritas al Plan de Empleo de la Cruz Roja en la Comunidad de Madrid. Al término de la formación, la idea es que en torno a un tercio de todos los participantes sean contratados en todo tipo de puestos.

Por ello, esta iniciativa nace "con vocación de continuidad tras una relación puntual con Cruz Roja que comenzó hace dos años para fortalecer, estructurar y darle fuerza a un proyecto que, tomando nota de lo que pase este 2018, pueda proseguir el próximo año", como ha enfatizado Hernández. Aunque en su primera edición el programa se llevará a cabo en Madrid, la compañía no descarta que pueda implantarse en otras comunidades de cara al futuro.

Para hacer realidad el proyecto, la compañía busca "no sólo contratar personas sino ofrecer formación, para lo que se requiere gente con entusiasmo, que tengan ganas de trabajar y de superarse". "La idea es que reciban una formación con el fin de mejorar su empleabilidad, ya sea en esta empresa u en otra, en restauración o en otro campo", detalla Hernández.

En la misma línea, el coordinador del área de Intervención Social y Empleo de Cruz Roja, David de Miguel, ha insistido en que el programa "no busca tanto el cubrir puestos de trabajo sino la posibilidad de desarrollar una carrera e impulsar la autoconfianza de los participantes".

"Las empresas cambian el chip"

El convenio de empleabilidad con Cruz Roja Española será firmado este lunes, 5 de febrero, entre el director general de Burger King España y Portugal Borja Hernández de Alba y el presidente de Cruz Roja Española en la Comunidad de Madrid, Carlos Payá.

El director general de Burger King recuerda que la compañía ya desarrolla otras acciones de Responsabilidad Social Corporativa (RSC), como por ejemplo con la Fundación ONCE, a través de la cual contratan a personas con discapacidad. "Tenemos distintas colaboraciones aunque no tan estructuradas como la que vamos a tener con Cruz Roja", puntualiza.

Precisamente, desde Cruz Roja han insistido en la importancia que tienen este tipo de colaboraciones entre ONG y empresas, ya que "cada vez hay más compañías concienciadas, no sólo marcas conocidas sino también pymes".

"Las empresas han cambiado el chip y ya no recurren a nosotros sólo porque necesitan personal, también les prestamos ayuda en formación y diversidad. Esperamos que este tipo de colaboraciones se convierta en algo habitual", ha añadido De Miguel.

Proyecto piloto en Madrid

La mecánica del programa es la siguiente: Burger King España formará a cerca de una veintena de personas cada mes, divididas en dos grupos, que trabajarán en turnos de media jornada durante cinco días, de lunes a viernes, con temáticas diversas como dinámicas de autoconocimiento, diseño y desarrollo de ideas, organización interna y retos grupales.

"La idea es trabajar en distintas áreas de negocio para que, o bien se integren en la compañía o bien salgan habiendo aprendido algo nuevo que puedan usar en el futuro, quieran o no trabajar en este sector, para mejorar su situación", prosigue Hernández.

Las personas participantes del proyecto que finalmente inicien la formación serán preseleccionadas en función de sus competencias técnicas y profesionales aunque como ha reiterado el director general de la compañía lo importante "es que tengan ganas de superarse, de pelear y salir adelante, y aplicar estas cualidades a un puesto de trabajo para el día a día".

Los participantes serán evaluados individualmente a lo largo de su itinerario, durante el que siempre están acompañados por personal de la organización. Tras varias sesiones de identificación de competencias, Cruz Roja seleccionará las candidaturas definitivas de cada grupo de trabajo.

El programa piloto se desarrollará en el restaurante Burger King ubicado en la calle Bravo Murillo, número 119, y contará con diferentes cargos y mandos intermedios de Operaciones, Marketing y Recursos Humanos de la compañía como profesores.

Cada semana la formación estará dividida en tres fases: Cocinando la creatividad, Emplatando las ideas y Catando el talento, a través de las cuales cada candidato explorará sus puntos fuertes y débiles para poder enfrentarse al mundo laboral con mejores garantías. Una vez finalizado el proyecto, en torno a un 30% de los participantes pasarán a formar parte de la plantilla de Burger King España.