Arturo Valls
El presentador Arturo Valls, posa con un esmoquin con pajarita y camisa blanca, a su llegada a la alfombra roja de los Goya 2018. JORGE PARÍS

En una noche en la que la alfombra roja aprovecharon para reivindicar el papel de la mujer en el cine, dos voces discordantes surgieron de entre los invitados: Miguel Ángel Muñoz y Arturo Valls.

El actor madrileño dijo que "no es una noche para reivindicar, sino para disfrutar de la fiesta del cine español, para sonreír, para estar todos los compañeros juntos y para pasarlo bien".

En términos similares se expresó el actor y presentador valenciano, que dijo que "creo que no es una noche para reivindicar, me gustaría que se hablara más de cine, no me parece el escaparate para tratar otros temas, me gustaría hablar de las películas, del trabajo de los actores, de lo que cuesta producir una película hoy en día en España, pero no marear con otros temas porque al final se desvirtuan los mensajes y los discursos y hay otros sitios para reivindicar ese tipo de cosas".