El joven de 19 años, natural de Berriz, desapareció en el Gorbea el pasado 30 de diciembre, después de abandonar el ascenso a la cumbre del monte, que había iniciado junto a unos amigos, al alegar que se encontraba mal.

La ceremonia ha contado con la participación de compañeros de clase del joven fallecido, de bertsolaris, dantzaris del grupo al que pertenecía, y de voluntarios que participaron en las labores de búsqueda, que han depositado un ramo de flores.

El portavoz de la familia, Gorka Cámara, ha agradecido su labor a toda la gente que se ha volcado en la búsqueda del joven y a los medios de comunicación por transmitir el mensaje de sus allegados, cuando todavía pensaban que podrían encontrarle.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.