Los colores de Frida kahlo
La cama de Frida protagoniza el escenario durante la obra.
Desarrollar la vida de la famosa pintora Frida Kahlo es difícil, pero Karlik Danza ha conseguido plantearlo como un juego, el que ayuda  la Frida niña y adolescente a salir adelante.

La obra recuerda frente a un lienzo en blanco momentos muy duros de la vida de esta famosa mujer. Durante su trayectoria tuvo que enfrentarse a un grave accidente, que la dejó durante meses postrada en una cama, y a enfermedades que llenaron su día a día de dolor.

A pesar de todo, la niña y adolescente consigue superar todas las dificultades y transformar su dolor en color y cuadros llenos de simbolismo y también de mucha belleza.
El espectáculo, lleno de danza, movimiento y el color de los cuadros de esta pintora, está pensado para un público que tenga, como mínimo, siete años para poder entender su trama y seguir lo que propone.

La obra está cargada de simbolismo que se hace cercano a los más pequeños con dulces movimientos y una música bella y llena de contrastes cromáticos.

La obra está dirigida por Rosa Díaz y Cristina Silveira e interpretada por cinco bailarines que cambian constantemente de personajes que a veces son reales y otras nacen de la imaginación de una Frida que quiere volar.

* Sala Cervantes. hoy a las 18.30 horas y mañana a las 12.30 horas. 4,60 euros.