El portavoz 'popular' en el Ayuntamiento de Valladolid, Antonio Martínez Bermejo, y el concejal Carlos Fernández han explicado las dos mociones que llevará su Grupo a la sesión plenaria del próximo martes, que coincidirá con la celebración del Pleno Extraordinario para la aprobación del Presupuesto municipal de 2018.

Martínez Bermejo ha explicado que llevan dos mociones en lugar de las tres habituales porque se ha quejado de que el equipo de Gobierno pretenda convocar el Pleno extraordinario el mismo día que el ordinario de febrero, lo que considera que "limita el trabajo de la oposición democrática".

En primer lugar, los 'populares' llevan al Pleno una moción tipo que el partido propone en las instituciones locales españolas para buscar el apoyo de otras formaciones a la Prisión Permanente Revisable, que se introdujo en la modificación del Código Penal del año 2015.

Consideran que se trata de "una figura jurídica ampliamente extendida en el Derecho comparado Europeo y que es querida por una gran mayoría de la población española", pero no entienden que "el resto de los partidos políticos" en España se oponga a su vigencia "cuando recientes estudios demoscópicos reflejan que es apoyada por el 70 por ciento o más de los ciudadanos encuestados, y un grupo de personas ya han recogido más de 1.600.000 firmas de ciudadanos españoles en la plataforma digital change.org".

Por ese motivo y en defensa de una figura jurídica que intenta evitar el riesgo social de la salida de la cárcel de algunos delincuentes antes de estar totalmente reintegrados, el PP municipal eleva esta propuesta al pleno para su aprobación.

COMISIONES PÚBLICAS

Los 'populares' también elevarán la propuesta concreta de cambio del Reglamento Orgánico municipal para que se acuerde que las Comisiones delegadas del Pleno sean públicas y de libre acceso para cualquier ciudadano que lo desee, pues han apuntado que el aspecto no se recoge de forma expresa en la norma municipal.

Según los ediles del PP, tras un informe de la Secretaría General emitido a solicitud del Partido Popular, piden que la vida municipal "sea más abierta y transparente para los vecinos accediendo a las comisiones municipales".

El objetivo del PP municipal es, por lo tanto, generar "mayor participación y transparencia para los vecinos de Valladolid, pero también es reclamar que se retomen las de negociación de mejora del Reglamento Orgánico de la ciudad", que, según han recordado, llevan paralizadas desde cerca de dos años.

Los 'populares' atribuyen ese parón, que se produjo después de que el Partido Popular lograra hacer prosperar una bajada en el sueldo del alcalde a finales de 2015, a la negativa del Partido Socialista "a participar y a que se celebren, en un claro ejemplo de falta de transparencia y diálogo por parte del principal grupo del gobierno municipal tripartito".

Consulta aquí más noticias de Valladolid.